"Me sentó como una patada que no me nominaran al Oscar", confesó Jennifer Lopez a la revista Allure. (Foto: AFP)
"Me sentó como una patada que no me nominaran al Oscar", confesó Jennifer Lopez a la revista Allure. (Foto: AFP)

Aunque cueste creerlo, solo ha pasado un año desde que los encumbraron a Parásitos como la mejor película del año. Esa noche, la gran ausente fue , que a gracias a su papel protagónico en la película Hustlers era una de las más voceadas por la industria a estar entre las cinco nominadas a Mejor actriz del año. Desafortunadamente no estuvo en aquella gala. Hoy JLo ha revelado cuánto le costó superar ese difícil momento.

MÁS INFORMACIÓN: Jennifer Lopez y Alex Rodríguez: los detalles de la terapia que llevó la pareja mientras postergaban su boda

Un trabajo que los Globos de Oro, los Screen Actors Guild´s Awards o los Critic’s Choices si reconocieron pero que los Oscar no. Un desplante de parte de la Academia que ahora JLo admite le hizo daño, tal y como ella misma ha contado en una entrevista con la revista Allure en la que recordó lo que sintió cuando se enteró que ella no era una de las nominadas al premio cinematográfico más importante.

“Justo estaba hablando de esto el otro día. Mi socia de producción Elaine Goldsmith-Thomas hizo una publicación en la que enumeraba todas las cosas por las que había sido nominada y después gané esa temporada. Y cuando se trató de los Premios Oscar, obviamente, estuve ausente. Me sentó como una patada que no me nominaran”, dijo Jennifer Lopez a la revista.

Jennifer Lopez interpretó el rol protagónico en el film Hustlers. (Foto: Instagram | @jlo)
Jennifer Lopez interpretó el rol protagónico en el film Hustlers. (Foto: Instagram | @jlo)

“Cuando pasó yo estaba muy confundida. No sabía que significaba que me hubieran dejado fuera. Sobre todo cuando todo el mundo daba por hecho que aquello iba a ocurrir. ¿En serio? ¿Todos los demás premios sí y este no? Llegué a un punto en el que pensé que no es por los premios por lo que me dedico a esta profesión. No hago esto para tener 10 Oscar o 20 Grammy en la estantería de mi casa”, afirmó.

“El punto de esta profesión, lo verdaderamente importante, es crear y la felicidad que obtienes después de ofrecer al mundo algo que entretiene y deja en shock a la gente. Así que sí, mi vida es mucho más que ganar premios, concluyó la Diva del Bronx.