Carlos III del Reino Unido. (Foto: AFP)
Carlos III del Reino Unido. (Foto: AFP)

Al igual que el resto de los mortales, los reyes también comen. Y sus platos no tienen que ser necesariamente exquisitas preparaciones. Al menos, no es el caso de . El nuevo soberano, según el diario , hace años que se salta el almuerzo, como dicta la moda del ayuno intermitente, y se permite solo un desayuno y una cena, ambos ligeros. Pero ¿qué come en cada jornada? Hoy te lo decimos.

¿Qué come el rey Carlos III?

Sus largas jornadas de trabajo como soberano británico suelen empezar con un sencillo huevo pasado por agua, aunque, según rumores, Carlos III es exigente. El huevo en cuestión debe cocerse a fuego lento, siguiendo las rígidas instrucciones del rey, durante un máximo de tres minutos.

El periodista de la BBC Jeremy Paxman hace unos años contó que cada mañana en la mesa de desayuno de Carlos se ponen hasta siete huevos para asegurarse de que al menos uno de ellos esté al gusto de su majestad.

“Como su personal nunca estaba seguro de que el huevo tuviera la consistencia exacta, tomaron la decisión de preparar una serie de huevos y colocarlos en la mesa en una secuencia de cocción creciente. Si el príncipe consideraba que el número cinco estaba demasiado líquido, podía entonces romper la cáscara del seis o el siete”, se lee en un capítulo del libro titulado On Royalty, escrito por Paxman en 2006.

Carlos III siempre ha sido un foodie y estuvo interesado en la comida orgánica desde antes que fuera popular. (Foto: Arthur Edwards - WPA Pool/Getty Images)
Carlos III siempre ha sido un foodie y estuvo interesado en la comida orgánica desde antes que fuera popular. (Foto: Arthur Edwards - WPA Pool/Getty Images)

Cuando está en Highgrove, su residencia de campo, y no tiene compromisos urgentes, a veces sustituye el desayuno por un brunch y pide que le sirvan un plato que adora: Cheesy Baked Eggs, huevos al horno con queso típico inglés, espinacas, tomates cherry y albahaca. Todo ello acompañado de zumo de fruta y té.

Sin embargo, el almuerzo hace años no forma parte de su dieta. Según fuentes reales, lo considera “un lujo que interfiere con sus compromisos”.

El huevo pasado por agua, como informa The Independent, está presente en la mesa del rey también durante las cenas, pero acompañado de lechuga de la Ducky Home Farm, la granja situada en la residencia de Highgrove donde el rey Carlos III practica la agricultura ecológica desde 1986.


Síguenos en nuestras redes sociales: