Catalina de Cambridge. (Foto: AFP)
Catalina de Cambridge. (Foto: AFP)

y la primera dama estadounidense, , se conocieron y de una manera muy especial pues atendieron a los niños de una escuela de Cornualles. Ante la prensa, la duquesa no pudo evitar preguntas en referencia a su cuñado, y también buen amigo de Jill, el príncipe . Específicamente, sobre la segunda hija de este y Meghan de Sussex, Lilibet Diana Mounbatten-Windsor, Lili, quien nació el 04 de junio de 2021 y su nombre es un homenaje a la reina Isabel II del Reino Unido y Diana de Gales.

TRIVIA | ¿Cuánto sabes sobre el príncipe Guillermo y Catalina de Cambridge?

Catalina ha dicho que aún no ha tenido el Zoom de turno con Enrique y Meghan para conocer a su nueva sobrina, pero también ha explicado que “no veo el momento de conocerla, porque aún no la he visto y espero que sea muy pronto”. Una declaración que ha señalado con una calidez que refleja el deshielo de las congeladas relaciones entre el príncipe Enrique y el resto de la familia real británica.

TRIVIA | ¿Cuánto sabes sobre el príncipe Harry y Meghan de Sussex?

Aunque Catalina de Cambridge también ha manifestado que no ha estado en contacto con Meghan de Sussex en los últimos tiempos.

Pese a ello, son palabras que calman las tensiones al interior de la familia real y a pocos días de que Guillermo y Enrique se vean las caras para desvelar la estatua homenaje a su madre, la princesa Diana de Gales. Y que también cierra del lado inglés las especulaciones sobre si la reina sabía o no sabía que su nieto iba a ponerle su apelativo familiar a su más reciente bisnieta, quien es la primera en nacer fuera del Reino Unido, luego que sus padres decidieran alejarse de la realeza.

Un informe de la cadena de noticias británica BBC, que citó a una fuente anónima dentro del Palacio de Buckingham, indicó que los duques de Sussex nunca verificaron si podían usar el apodo antes llamar así a su segunda hija, que nació el último viernes en California, Estados Unidos. Sin embargo, un portavoz de la pareja le dijo a los medios estadounidenses que el príncipe Enrique habló con la reina antes del anuncio y dijo que ella apoyaba la decisión.

El duque habló con su familia antes del anuncio. De hecho, su abuela fue la primera miembro de la familia a la que llamó”, dijo el vocero a CNN. “Durante esa conversación, él compartió su esperanza de nombrar a su hija Lilibet en su honor. Si ella no lo hubiera apoyado, no habrían usado los nombres”.