El príncipe Guillermo y Catalina de Cambridge. (Foto: AFP)
El príncipe Guillermo y Catalina de Cambridge. (Foto: AFP)

La pareja del año. El príncipe y se van de gira y visitarán la ciudad de universitaria donde se conocieron y se enamoraron hace cerca de 20 años. La pareja, que recientemente celebró su décimo aniversario de bodas, se dirigirá a Escocia durante varios días la próxima semana por asuntos oficiales. Sin duda un detalle bastante romántico que acaparará la atención de todos.

TRIVIA: ¿Qué tanto sabes sobre la reina Isabel II del Reino Unido?

El príncipe Guillermo de Cambridge, de 38 años, comenzará la pequeña gira en solitario el viernes y se dirigirá a la ciudad de Edimburgo en su papel de Lord Alto Comisionado de la Asamblea General de la Iglesia de Escocia. Fue designado para el papel por su abuela, la reina .

Pero es el viaje que hará la pareja a la Universidad de St. Andrews después de que Catalina de Cambridge, de 39 años, se una a su esposo en una gira el próximo lunes lo que cautivará los corazones de los seguidores de la familia real británica.

La pareja de toda la vida se conoció hace casi 20 años cuando eran estudiantes de primer año en la universidad escocesa.

El príncipe Guillermo y Catalina de Cambridge visitarán Escocia la próxima semana. (Foto: AFP)
El príncipe Guillermo y Catalina de Cambridge visitarán Escocia la próxima semana. (Foto: AFP)

Su visita a la Universidad de St. Andrews será un “viaje al pasado”, dice el Palacio de Kensington. Están listos para conocer a los estudiantes actuales y discutir cómo han soportado este año difícil y también están listos para divertirse en la playa.

En un comunicado para anunciar la gira, su oficina dice: “Sus Altezas Reales esperan conocer a una amplia variedad de personas en todo el país, así como a organizaciones benéficas y organizaciones que están haciendo un trabajo increíble en temas como el medio ambiente, la salud mental, desamparo y adicción“.

También habrá tiempo para el ocio, ya que su agenda incluye además actividades lúdicas como ver la final de la Scottish Cup en un bar junto a trabajadores sanitarios o asistir a una proyección benéfica en un autocine de Cruella, la nueva película de Disney, protagonizada por Emma Stone.