• Una gatita llegó a un albergue días después de perder a sus crías; sin embargo, unos cachorros huérfanos le dieron un nuevo propósito de vida. (Foto: Langeeban Animal Care en Facebook)
    1/5

    Una gatita llegó a un albergue días después de perder a sus crías; sin embargo, unos cachorros huérfanos le dieron un nuevo propósito de vida. (Foto: Langeeban Animal Care en Facebook)

  • Al sentir que la necesitaban, la gatita amamantó a los perritos y los cuidó como si los hubiera traído al mundo. Ella permaneció a su lado hasta que crecieron lo suficiente para ser adoptados. (Foto: Langeeban Animal Care en Facebook)
    2/5

    Al sentir que la necesitaban, la gatita amamantó a los perritos y los cuidó como si los hubiera traído al mundo. Ella permaneció a su lado hasta que crecieron lo suficiente para ser adoptados. (Foto: Langeeban Animal Care en Facebook)

  • Al sentir que la necesitaban, la gatita amamantó a los perritos y los cuidó como si los hubiera traído al mundo. Ella permaneció a su lado hasta que crecieron lo suficiente para ser adoptados. (Foto: Langeeban Animal Care en Facebook)
    3/5

    Al sentir que la necesitaban, la gatita amamantó a los perritos y los cuidó como si los hubiera traído al mundo. Ella permaneció a su lado hasta que crecieron lo suficiente para ser adoptados. (Foto: Langeeban Animal Care en Facebook)

  • Al sentir que la necesitaban, la gatita amamantó a los perritos y los cuidó como si los hubiera traído al mundo. Ella permaneció a su lado hasta que crecieron lo suficiente para ser adoptados. (Foto: Langeeban Animal Care en Facebook)
    4/5

    Al sentir que la necesitaban, la gatita amamantó a los perritos y los cuidó como si los hubiera traído al mundo. Ella permaneció a su lado hasta que crecieron lo suficiente para ser adoptados. (Foto: Langeeban Animal Care en Facebook)

  • Al sentir que la necesitaban, la gatita amamantó a los perritos y los cuidó como si los hubiera traído al mundo. Ella permaneció a su lado hasta que crecieron lo suficiente para ser adoptados. (Foto: Langeeban Animal Care en Facebook)
    5/5

    Al sentir que la necesitaban, la gatita amamantó a los perritos y los cuidó como si los hubiera traído al mundo. Ella permaneció a su lado hasta que crecieron lo suficiente para ser adoptados. (Foto: Langeeban Animal Care en Facebook)

“A veces, la fuerza de la maternidad es mayor que todas las leyes naturales”. Esta frase de la novelista, ensayista y poeta estadounidense Barbara Kingsolver nos ayuda a entender la historia de ‘Katryn’, una gatita que se convirtió en madre y, como cualquier otra, amaba incondicionalmente a sus hijos; sin embargo, algo le ocurrió que destruyó su mundo.

“’Katryn’ fue traída al Centro de Cuidado Animal Langebaan hace tres semanas después de ser abandonada y lamentablemente sus gatitos no lograron sobrevivir. Ella todavía lactaba por lo que la acogimos y mantuvimos a salvo hasta que pudimos esterilizarla”, publicó el refugio en una publicación de en septiembre de 2019.

Sin duda, una para ‘Katryn’, ya que sentía muy sola y lloraba mucho por sus crías fallecidas. “Tenía que dormir acompañada y acurrucarse contra esa persona. Era como si no pudiera recibir suficiente amor”, dijo Izelle Marallich, presidenta del mencionado albergue, al portal animalista The Dodo.

Entonces ocurrió algo inesperado. Una camada de cachorros llegó al Centro de Cuidado Animal Langebaan y, en un instante, tanto la vida de ‘Katryn’ como la de ellos estaban a punto de cambiar. Debido a que apenas tenían 3 semanas de nacidos, los perritos todavía necesitaban leche y en el albergue había una madre desconsolada que la producía.

Casi como un acto reflejo, los instintos maternales de la se activaron al ver a estas criaturas indefensas frente a sus ojos. “Ella era extremadamente cariñosa y no le tenía miedo a ninguno de los perros adoptivos: caminó hacia donde se encontraban y se frotó contra cada uno de ellos”, contó Marallich.

“Los cachorros se sentían algo confundidos al principio e intentaban alejarse de ‘Katryn’, pero ella fue muy persistente y seguía aseándolos”, agregó la titular del albergue sobre la gata, que sintió la necesidad de bañar con su amor a los indefensos animalitos, que dicho sea de paso también la necesitaban.

“Comenzaron a acostumbrarse a que ella los lamiera y, simplemente, permanecía recostada a su lado y no los dejaba solos ni un instante”, añadió Marallich, que contó que ‘Katryn’ había dejado de llorar ya que nuevamente era una madre, sintiéndose completa y muy feliz de tener a esos cachorros bajo su cuidado.

“’Katryn’ reclamó a esos cachorros como suyos y los ha cuidado desde entonces, protegiéndolos y aseándolos como si los hubiera traído al mundo. Ha sido algo muy especial ver esto en la vida real y darnos cuenta de cuán asombrosos son los animales para cuidar a los más jóvenes sin importar de que no sean de su especie”, escribió el albergue en .

Si bien los cachorros crecieron desde aquel entonces como para que su “madre adoptiva” los siga amamantando y acompañando, ‘Katryn’ siempre está para ellos cuando van a visitarla y ahora tiene bajo su cuidado a otros mininos y cachorros del refugio que necesiten del calor del corazón de una madre. Mira este video que narra su historia y causó sensación en .

VIDEO RECOMENDADO

Cuatro claves para comprender las consecuencias del conflicto entre EE.UU. e Irán

Tensión entre EE.UU e Irán: Cuatro claves para comprender las consecuencias de este conflicto

TE PUEDE INTERESAR