En esta imagen se aprecia a Harriet Harper, la mujer que destaca por el parecido que tiene con su perrita. (Foto: @pooch_bespoke_styling / Instagram)
En esta imagen se aprecia a Harriet Harper, la mujer que destaca por el parecido que tiene con su perrita. (Foto: @pooch_bespoke_styling / Instagram)

Harriet Harper es una peluquera canina que reside en Manchester, Inglaterra. Tiene 28 años y ha destacado en varias por el parecido que posee con su perrita llamada Boo. Esta es la curiosa historia de una mujer y su mascota.

La joven, en diálogo con , sostuvo que compró a la cachorrita cuando esta tenía solo dos meses de edad. Aquel entonces, no se percató de que ambas se parecían. “No se me pasó por la cabeza ni una vez, yo también estoy en estado de shock. Cuando llegué a casa y nos miré a las dos en el espejo, me di cuenta de que somos iguales”, dijo.

Boo, al igual que Harriet Harper, tiene rizos pelirrojos. Es por eso que todos los días, muchas personas le dicen a la mujer que se parece a su perrita. “Cuando alguien pasa junto a nosotras en la calle, ahora espero que susurren ‘tiene el mismo pelo que su perro’”, confesó.

También poseen una personalidad similar

“La familia y los amigos dicen que también nos parecemos, y mamá nos llama las dos pelirrojas”, aseguró la joven. Ella también admitió que posee una personalidad similar a la de su mascota. Ambas disfrutan de su propio espacio y del tiempo que pasan juntas. “Somos naturalmente muy idénticas”, manifestó.

Harriet Harper reveló que Boo estaba destinada a tener un tamaño de un caniche en miniatura; sin embargo, no creció como sus hermanos. La perrita, actualmente, tiene 19 meses de edad y pesa 3,5 kg. “Ella quiere ser la mejor amiga de todos. Le gusta elegir sus momentos cariñosos, pero siempre la verás jugando con un juguete. Ella no es de las que se sientan y piensan que es divertido morderme los pies mientras subo las escaleras”, declaró la mujer.

El parecido que tienen ambas no siempre les ha generado cosas buenas. “Hemos hecho audiciones juntas para anuncios de mascotas antes y, a veces, creo que la razón por la que no conseguimos el trabajo es porque nos parecemos mucho en el estereotipo. Casi no es realista, pero ella realmente es solo mi perra”, contó.

Su perrita es una buena socia comercial

Como Harriet Harper, siendo una peluquera canina, tiene su propio negocio llamado ‘POOCH Bespoke Dog Styling’ ( en Instagram), Boo se ha convertido “en una buena socia comercial”. Y es que la gente le suele preguntar a la joven dónde arregla a su mascota.

“Para mantener el estilo Fusión asiática de Boo, necesita mucho mantenimiento. La baño, la arreglo y la cepillo una vez a la semana. Es una cachorra que requiere mucho mantenimiento. Hace una rabieta en el baño como cualquier niño cuando dices ‘hora del baño’, pero adora absolutamente que la peinen en la mesa con tijeras y maquinilla”, aseveró.


Síguenos en nuestras redes sociales: