El asesino que funda empresas tecnológicas desde la cárcel: se hizo millonario y está por cotizarse en la bolsa. (Foto: Referencial / Freepik)
El asesino que funda empresas tecnológicas desde la cárcel: se hizo millonario y está por cotizarse en la bolsa. (Foto: Referencial / Freepik)

Harel Hershtik es un hombre de que se encuentra preso por asesinato; sin embargo, se las ha arreglado para, desde la cárcel, crear una startup de tecnología aplicada a la medicina que podría ganar millones de dólares con una iniciativa apoyada por inversionistas ricos.

“Cuando era joven, era estúpido y arrogante”, expresó Hershtik, quien hoy tiene 46 años, en conversación con . “Se puede ser un genio y un idiota al mismo tiempo, las dos cosas no se contradicen”.

En 1996, Harel mató a Yaakov Sela, un carismático cazador de víboras que tenía muchas novias al mismo tiempo, incluida la madre de Hershtik, a quien no le gustaba como trataba a las mujeres.

En ese entonces, Sela descubrió que Hershtik le había robado unos 15 mil dólares. Ambos acordaron que el caso no sería reportado a las autoridades si Harel devolvía el doble del dinero sustraído en cuotas; sin embargo, este ya había planeado asesinar a Yaakov.

Cuando iban a recoger uno de los pagos, un cómplice de Hershtik le disparó tres veces a Sela. Hershtik remató al sujeto con un tiro en la cabeza.

Su cuerpo fue enterrado en los Altos del Golán, una meseta ubicada en la frontera entre Israel, Líbano, Jordania y Siria, pero fue descubierto poco después por unos visitantes que pasaban por el lugar.

Tras ello, Hershtik fue condenado a cadena perpetua por asesinato premeditado y obstrucción de la justicia, entre otras cosas.

Pasó 25 años en prisión, durante los cuales sacó dos doctorados, en matemáticas y química, y se casó tres veces. Según dijo, fundó 31 empresas y vendió seis de ellas.

El año pasado, las autoridades determinaron que Hershtik ya no representaba un peligro para la sociedad. Aunque fue excarcelado, permanecerá con arresto domiciliario hasta el 2026. Fue en su casa que recibió a la prensa.

Ahora, su startup espera la aprobación de los organismos regulatorios para fusionarse con una firma llamada NextGen Biomed, que se cotiza en la bolsa de Tel Aviv.

Un aparato que podrá detectar el COVID-19 a través del aliento

Hershtik explicó que su empresa está por culminar la creación de un aparato que podrá detectar el COVID-19 a través del aliento y que trabaja en otros para detectar distintas enfermedades. La idea, señaló, es ofrecer pruebas con resultados inmediatos, de una forma no invasiva.

Su nueva empresa, según dice, estará valuada en unos 250 millones de dólares. Asimismo, indicó que en los dos últimos años recaudó 25 millones de dólares entre inversionistas privados de Israel para financiar su compañía.

En Israel, los presos están autorizados a manejar negocios desde la cárcel, pero “es muy inusual ver un éxito como el de Hershtik”, señala el medio citado.

Su empresa tiene el apoyo de figuras como Yaakov Amidror, presidente de NextGen y exjefe del Consejo Nacional de Seguridad.

“Según las leyes del país, una persona tiene derecho a rehabilitarse. Pagó su deuda y está rehabilitado”, dijo Amidror, quien habló en favor de Hershtik ante la junta que analizó su pedido de libertad condicional.

Su pasado, sin embargo, podría ahuyentar las inversiones. Drew Morris, miembro de la junta directiva, dijo que Harel dejó de ejercer como director de tecnología de su empresa para no ahuyentar a los inversionistas.

“Lo que me inquieta es que puede hacerse millonario. Pagó su deuda con la sociedad en la cárcel. Pero, ¿ayudará a la familia de la víctima?”, preguntó Ishak Saporta, disertador de la Facultad de Administración de Empresas Coller de la Universidad de Tel Aviv.

Precisamente, Tovia Bat-Leah, mujer que tuvo una hija con Sela, señaló que Hershtik podría financiar la educación de la niña.

“Cumplió su condena, pero debería resarcir de alguna forma”, comentó.

Hershtik, por su parte, dijo que podría haber creado cualquier tipo de empresa, pero optó por incursionar en la salud. “Créanme, no lo hago por el dinero”, expresó.

¿Qué hace una startup?

Startup es una empresa de nueva creación que comercializa productos o servicios a través del uso de las nuevas tecnologías con un modelo de negocio escalable que permita un crecimiento rápido y sostenido en el tiempo, precisa el sitio web .

¿Por qué son necesarias las startup?

De acuerdo a , una startup se caracteriza por ser negocios con ideas muy innovadoras y gran disposición para innovar y satisfacer las necesidades del mercado. Los nuevos emprendedores se apoyan en las tecnologías para crecer e incluso, encontrar financiamiento a través de plataformas en Internet.

TAGS RELACIONADOS