Mujer que invirtió 600 mil dólares para parecerse a Kim Kardashian se operó otra vez, pero ahora para revertir su transformación. (Foto: @jpamplonamentalhealth)
Mujer que invirtió 600 mil dólares para parecerse a Kim Kardashian se operó otra vez, pero ahora para revertir su transformación. (Foto: @jpamplonamentalhealth)

Una modelo de que gastó casi 600 mil dólares en cirugías para parecerse a Kim Kardashian desembolsó 120 mil para revertir su transformación. Aunque Jennifer Pamplona, de 29 años, hizo de todo en el pasado para parecerse a la socialité, hoy en día asegura que se arrepiente de haberse sometido a tantos procedimientos estéticos.

La joven pasó más de 40 veces por el quirófano en un lapso de 12 años en su intento por asemejarse a la celebridad; sin embargo, se dio cuenta de que la felicidad que había ganado era “superficial”.

Yo había trabajado y estudiado y era empresaria. Hice todas estas cosas y obtuve todos estos logros en mi vida personal, pero solo me reconocían porque me parecía a una Kardashian, contó la joven en conversación con la agencia Caters, según consigna el medio .

Su primera cirugía fue en 2010, cuando apenas tenía 17 años. Desde entonces, se sometió a tres rinoplastias y ocho operaciones en su parte inferior, incluidos implantes de glúteos e inyecciones de grasa. Todo para obtener la silueta de Kardashian.

No obstante, con el paso de los años descubrió que se había vuelto adicta a la cirugía. “Era una adicción y entré en un ciclo de cirugía igual a fama y dinero, simplemente perdí el control de todo. Pasé por muchos momentos difíciles”, señaló.

Descubrió que sufría dismorfia corporal

Pamplona supo que sufría de dismorfia corporal y buscó la forma de revertir su transformación para recuperar su apariencia con ayuda de un médico en Estambul.

Me hice un estiramiento de cara y cuello, eliminación de grasa bucal, cirugía de ojos de gato, un estiramiento de labios y una operación de nariz, todo a la vez”, dijo. Entré al quirófano como una persona y salí como otra.

Desafortunadamente, la joven sufrió algunas complicaciones durante el procedimiento al presentar un sangrado en las mejillas e infección. “Pensé que me estaba muriendo”, recordó.

Las molestias pasaron y la modelo asegura que, a pesar de los problemas, todo el proceso valió la pena pues ahora “es quien quería ser”.

Tras su experiencia, Jennifer decidió abrir una fundación en Brasil en asociación con un médico para ayudar a las personas que padecen dismorfia corporal.

Qué es la dismorfia corporal

Según el portal , el trastorno dismórfico corporal es una enfermedad mental en el que no se puede dejar de pensar en uno o más defectos percibidos o defectos en la apariencia, un defecto que parece menor o que no puede ser visto por los demás. Pero puedes sentirte tan avergonzado, intimidado y ansioso que es posible que evites muchas situaciones sociales.

TAGS RELACIONADOS