Pablo Feighelstein, una persona con discapacidad visual, intentó validar sus datos en la app "Mi Argentina", pero la página le denegó el permiso. (Foto: Pablo Feighelstein/Los Andes).
Pablo Feighelstein, una persona con discapacidad visual, intentó validar sus datos en la app "Mi Argentina", pero la página le denegó el permiso. (Foto: Pablo Feighelstein/Los Andes).

Las personas con discapacidad deben enfrentarse a una serie de limitaciones, sobre todo en América Latina. Ese fue el caso de una persona con baja visión, que intentó validar sus datos en una aplicación oficial del Estado, en Argentina, pero al denegarle el acceso tuvo que recurrir a un ojo de cartón. La del sexagenario desnudó una serie de deficiencias y se hizo en las redes sociales.

MIRA TAMBIÉN | Su cabello se volvió gris cuando tenía 16 años y hoy inspira a muchos a “abrazar” su belleza natural

Pablo Feighelstein es natural de Córdoba y a los 15 años perdió su ojo izquierdo, como consecuencia de un cáncer, según indica . Desde entonces, tuvo que recurrir a un parche.

A los 19 años empezó a vivir en carne propia los problemas que afrontaría como persona con discapacidad visual.

“Cuando tenía 19 años tuve que renovar el DNI para enrolarme en el Servicio Militar Obligatorio. Me pedían una foto de tres cuartos, de perfil izquierdo y no quisieron sacarme la foto porque no me sacaba el parche. Querían exigirme que saliera sin el parche”, declaró a Los Andes.

Pablo Feighelstein perdió un ojo a los 15 años y desde entonces tuvo que lidiar con una serie de limitaciones que el Estado argentino no supo mejorar para las personas discapacitadas. (Foto: Pablo Feighelstein/Los Andes).
Pablo Feighelstein perdió un ojo a los 15 años y desde entonces tuvo que lidiar con una serie de limitaciones que el Estado argentino no supo mejorar para las personas discapacitadas. (Foto: Pablo Feighelstein/Los Andes).

Recurrió a ojo de “Monsters Inc

Las limitaciones no impidieron a Feighelstein convertirse en un abogado y psicólogo, pero a sus 67 años aún debe lidiar con una serie de problemas. Precisamente, a inicios de este año el sexagenario debía tramitar su certificado de circulación, por lo que intentó validar sus datos en la app “Mi Argentina”, un perfil digital de la Presidencia de la Nación para que los ciudadanos de ese país gestionen trámites, saquen turnos, entre otros procedimientos.

Sin embargo, la aplicación no reconoció las fotografías que se tomó en más de una ocasión, por lo que tuvo una idea: emplear un ojo de cartón. Es así que recortó el ojo del personaje Mike Wazowsky, de la película Monsters Inc, tras verlo en una revista.

Luego de pegarse el cartón sobre su parche, consiguió engañar al app y pudo completar sus datos.

“En total desamparo”

Tras dar a conocer su caso a inicios de julio, muchas personas se solidarizaron con el anciano

“Esto es una muestra de lo mal y sensibles que estamos como país, pero también de esa sensación de total desamparo en que estamos frente al Estado”, dijo el sexagenario.

Luego agregó: “No lo hice como una travesura ni para sentirme más vivo que nadie, lo hice porque no me quedó otra. Si no, no tenía cómo sacar el permiso”.

En la actualidad, Pablo Feighelstein vive en Río Tercero, Córdoba, y se jubiló trabajando en el Poder Judicial de esa ciudad.

¿Cuál fue la respuesta de la app “Mi Argentina”?

Tras hacerse viral la historia de Feighelstein, la Secretaría de Innovación Tecnológica, a cargo de la aplicación “Mi Argentina”, aseguró que la validación no se dio porque el sexagenario usó un ojo de cartón, sino porque cumplió con la “sumatoria de todos los factores y dio positivo”.

“El sistema de validación de identidad de Mi Argentina toma valores de la biometría facial de la persona. Evalúa los rasgos de la cara, distancia, profundidad, forma, colores y capas de piel”, explicaron voceros del organismo a La Nación.

En ese sentido, añadieron que “también tiene una prueba de vida, que básicamente es el reconocimiento de movimientos y acciones, por ejemplo, una sonrisa o un guiño. Cuando la sumatoria de todos estos factores da positiva, la persona es autenticada”.

¿Qué es la discapacidad visual?

La discapacidad visual es la consideración a partir de la disminución total o parcial de la vista. De acuerdo con , se mide a través de diversos parámetros, como la capacidad lectora de cerca y de lejos, el campo visual o la agudeza visual.

En este sentido, cuando se habla en general de ceguera o deficiencia visual se está haciendo referencia a condiciones caracterizadas por una limitación total o muy seria de la función visual en uno o varios de esos parámetros medidos. Es decir, se trata de personas que, o bien no ven absolutamente nada, o bien, en el mejor de los casos, incluso llevando gafas o utilizando otras ayudas ópticas, ven mucho menos de lo normal y realizando un gran esfuerzo de enfoque.


Síguenos en nuestras redes sociales: