El repudiable acto ocurrió en el año 2016. (Referencial - Pixabay)
El repudiable acto ocurrió en el año 2016. (Referencial - Pixabay)



El Tribunal Local Criminal de Lisboa () condenó a un joven portugués de 26 años a una multa de 900 euros y a la prohibición de tener mascotas durante tres años por comprar un hámster para después matarlo.

El juez consideró probado que el joven acudió en septiembre de 2016 a una tienda de animales "para comprar un hámster con el propósito de matarlo", según explicó la Fiscalía comarcal de Lisboa en un comunicado.

Tras comprar el hámster, el joven "apretó el animal con fuerza hasta desmembrarlo, con lo que le causó sufrimiento y, así, le provocó la muerte".

Después lo metió en una bolsa y en una caja de zapatos y, horas más tarde, fue interceptado por agentes de la Policía de Seguridad Pública (PSP) en una estación del Metro de Lisboa, "con la caja en su posesión y todavía con las manos ensangrentadas", añade el comunicado.

Por estos hechos, el tribunal le condenó a una multa de 900 euros por un crimen de malos tratos a animales de compañía agravado y le prohibió tener mascotas durante tres años.

TAGS RELACIONADOS