Rosie murió en 1998 y, desde entonces y hasta el 2012, vivió en un estanque del zoológico australiano tras ser disecada. (Foto: Rosie The Shark/Facebook)
Rosie murió en 1998 y, desde entonces y hasta el 2012, vivió en un estanque del zoológico australiano tras ser disecada. (Foto: Rosie The Shark/Facebook)

Un asombroso hecho ha tenido lugar en , cuando unas personas hicieron una incursión en un zoológico abandonado hace 10 años. Todos quedaron sin palabras cuando llegaron a la zona de los animales marinos. Ahí descubrieron algo tan impactante como aterrador: los restos flotantes muy bien conservados de un tiburón blanco. Las imágenes no tardaron en volverse en como .

Una impactante hallazgo

El suceso tuvo lugar en lo que en su momento fue conocido como el Wildlife Wonderland Park en la ciudad de Victoria, el mismo que cerró sus puertas hace una década. El hallazgo fue hecho en un tanque de agua donde se aprecia a este depredador marino disecado, rodeado de formaldehído que le da un color verde y aterrador al lugar.

Las imágenes, pertenecientes al explorador urbano Luke McPherson, nos muestran los dientes del tiburón, prácticamente, en perfecto estado, afilados como en sus años mozos.

Internet perplejo con restos de tiburón

En sus redes sociales, McPherson describió el momento a la perfección: “Una vez que entendí la luz detrás del tanque, estaba como ‘¡Guau, esto es espeluznante! Los vapores eran tan malos (vertidos en el interior del tanque) que no podías durar más de un minuto en esa habitación, el formaldehído debe haberse evaporado. El tanque era enorme y en malas condiciones, con un marco de metal oxidado, paneles de vidrio rotos, con basura tirada en su interior”.

Es cierto que el video fue publicado en YouTube a mediados de 2019, pero es en los últimos meses cuando la cinta ha alcanzado un éxito viral, al punto que hoy cuenta con más de 17 millones de reproducciones en esta plataforma.

La historia de Rosie

El tiburón blanco, en vida, se llamó Rosie y murió en 1998 en una red de pesca y tras esto se mantuvo en el mencionado tanque hasta 2012, año en el que cerró el zoológico australiano y gracias al video de McPherson muchos han tomado interés para darle un final digno, pero no siempre fue así en estos años.

Hoy sabemos que, en más de una ocasión, no pocas personas intentaron destruir el tanque donde reposaban los restos del animal marino, pero, en febrero de 2019, la comunidad se movilizó para que esta sea reubicada y lo hizo un negocio local, el Crystal World and Prehistoric Journey.

Comunidad contenta con descanso de Rosie

En su momento, MaiOnline entrevistó a Shane McAlister, trabajador del nuevo hogar de Rosie: “Traerla de regreso y mostrarla a la gente es una oportunidad única en la vida para hacer esto y estoy muy bendecido como orgulloso de ser parte de esto. La propia Rosie ha tenido un viaje increíble”.

El fenómeno de esta depredadora marina también ha hecho que muchos busquen promover su historia, como Trent Hooper, quien abrió la página de Facebook Save Rosie The Shark (Salvemos a Rosie, el tiburón): “Estuvo cerca de ser destruida y tirada. Es un gran resultado. Australia se unió para salvar a Rosie y conseguirle un hogar para siempre en Crystal World, sentenció a la prensa local.


Síguenos en nuestras redes sociales: