En esta imagen se aprecia al joven que construyó un ascensor para su gato de casi 20 años. (Foto: Liam Thompson / YouTube)
En esta imagen se aprecia al joven que construyó un ascensor para su gato de casi 20 años. (Foto: Liam Thompson / YouTube)

Un gato al que se le dificulta movilizarse por su avanzada edad se convirtió en protagonista de una sensacional historia de superación y apoyo, luego de que su dueño, , un joven de , tuvo la genial idea de construirle un ascensor para que el felino de casi 20 años pueda ir al patio y tomar sol cuando lo necesite sin esforzarse, todo con el objetivo de cuidar su salud.

El muchacho de esta historia es un conocido youtuber. Precisamente, a través de un publicado en su canal, informó que su minino llamado Frodo está próximo a cumplir dos décadas de existencia. De acuerdo a sus palabras, a él le gusta salir al patio todos los días para tomar el sol mientras está echado en el césped.

¿POR QUÉ CONSTRUYÓ UN ASCENSOR?

Debido a su avanzada edad, al gato le cuesta subir y bajar las escaleras. Es por eso que, con el fin de ayudar a su querido amigo, Liam puso en marcha un proyecto: construir un ascensor. En el mencionado clip que compartió en YouTube se ve todo lo que hizo para fabricarlo.

EL ASCENSOR FUNCIONA A LA PERFECCIÓN

El joven primero probó el ascensor con un peluche para verificar que era seguro para su mascota. Tras ello, le hizo unos arreglos finales y luego le tocó el turno a Frodo, quien acabó descendiendo sin ningún problema.

Tuvieron que pasar 10 minutos, según el video, para que el minino quiera subir, por lo que volvió a usar el elevador. Muchos usuarios, al ver el clip, decidieron replicarlo en varias redes sociales, destacando el ingenio de Liam Thompson.

¿ES NORMAL QUE LOS GATOS VIEJOS DUERMAN MUCHO?

Los gatos adultos mayores pueden mostrar conductas alteradas, como retraimiento o hacer ruidos en momentos fuera de lo habitual (por ejemplo durante la noche). Es posible que duerman más, pero no tan profundamente, lo que puede interrumpir su rutina y provocar problemas de conducta. A veces, estos síntomas en un gato maduro no son simplemente una señal de “envejecimiento”, sino que también pueden ser un síntoma de un problema más grave.

Los gatos tienden a ocultar cualquier enfermedad, haciéndose más sedentarios o limitando sus movimientos y actividad (lo cual puede agravar el problema), en lugar de indicar dolor a través de signos perceptibles, como renguear o hacer ruido. Por esta razón, es importante que prestes atención a cualquier cambio sutil en su conducta, como negarse a comer o dejar de saltar a su lugar favorito, y lo lleves al veterinario para un chequeo.

SÍNTOMAS A LOS QUE SE DEBE PRESTAR ATENCIÓN EN UN GATO ADULTO MAYOR

  • Pérdida de apetito o peso, lo cual puede indicar un problema digestivo.
  • Aumento de la micción o sed; posiblemente una señal de alteraciones urinarias.
  • Rigidez, renguera o dificultad para levantarse, que pueden ser consecuencia de una artritis.
  • Aspecto desorientado, ansioso o conductas inusuales.