María Clark escucha los latidos del corazón de su hijo fallecido en un menor. (Imagen: @lopamakinglifehappen / Instagram)
María Clark escucha los latidos del corazón de su hijo fallecido en un menor. (Imagen: @lopamakinglifehappen / Instagram)

María Clark protagoniza una admirable que invita a la reflexión sobre la donación de órganos. La mujer, de Louisiana (), sufrió la pérdida de su hijo Nicholas Peters hace casi dos años. En medio del dolor, ella tomó una decisión que, en poco tiempo, ayudó a mejorar la calidad de vida del estudiante Jean Paul.

Nicholas falleció en un accidente automovilístico cuando tenía 25 años. Según comentó su madre, “él siempre fue una persona sociable, ayudando a todos, haciendo todo lo posible para asegurarse de que supieras que eras especial”.

Luego de conversar con su familia, la residente de Madisonville cumplió el último deseo de su hijo y donó los órganos del joven a personas de todo el país, sin saber que uno de ellos estaba ubicado a menos de tres horas de distancia, tal y como informó .

Salvó la vida de un niño

En septiembre de 2020, Paul Marceaux, de 14 años, estaba en la lista de espera para su segundo trasplante de corazón, pues padecía de una condición llamada cardiomiopatía. Según explican desde los , esta afección “reduce la capacidad del músculo cardíaco para bombear sangre”.

La madre del menor, Candance Armstrong, contó que su primer trasplante duró poco tiempo antes de comenzar a fallar. “Cuando recibió el primer trasplante, sabíamos que la probabilidad de que tuviera que recibir un segundo era muy probable (..) Terminó en el hospital en junio de 2020″, confesó.

Afortunadamente, Jean Paul recibió la noticia que tanto esperaba y se sometió nuevamente a una operación. “Sé que otra madre está teniendo lo que he estado rezando para que no suceda. Es una circunstancia muy inusual en la que estar”, comentó Candance.

Armstrong explicó que no supieron nada de la familia que hizo posible la primera cirugía, pero tiempo después recibieron una carta de Clark. “Que Jean Paul realmente conociera a una persona y se conectara con él y la familia, era la primera vez que nos sucedía”, agregó.

Se reencontró con el corazón de su hijo fallecido

De inmediato, ambas madre se conectaron y acordaron encontrarse el pasado 14 de mayo en Nueva Orleans. Armstrong y su pequeño decidieron llevar un estetoscopio a María para que pudiera escuchar los latidos del corazón de Nicholas en Jean Paul.

“Entró y simplemente me abrazó. Me dio un fuerte abrazo, como lo hizo Nick. Y luego escuchar el latido del corazón, era tan fuerte y tan lleno de vida (...) Estaba tan conectada con él porque se parecía mucho a Nick”, recordó María Clark.

Por su parte, Candance expresó que ahora consideran a Clark, sus hijos y nietos, como parte de su familia “para siempre”. “Sentimos que lo conocemos. Hablamos de él, Nick, como si fuera parte de su familia, y lo es. Ya no es un donante, es Nick”, precisó Armstrong.

¿Qué es la donación de órganos del corazón?

Un trasplante de corazón es una operación en la que un corazón enfermo y debilitado se reemplaza por el corazón más sano de un donante. El trasplante de corazón es un tratamiento que, por lo general, se reserva para las personas cuya afección no ha mejorado lo suficiente con medicamentos u otras cirugías, según desde Mayo Clinic.