Una madre compartió la historia de cómo consiguió el trabajo que quería estando embarazada para inspirar a otras mujeres como ella en sus búsquedas laborales. | Crédito: Pexels / Referencial
Una madre compartió la historia de cómo consiguió el trabajo que quería estando embarazada para inspirar a otras mujeres como ella en sus búsquedas laborales. | Crédito: Pexels / Referencial

Una madre de familia de se convirtió en una sensación en al compartir la de cómo consiguió el trabajo que quería sin tener que haber ocultado su embarazo. Si bien las entrevistas de trabajo pueden ser una experiencia un tanto desalentadora, tenerlas en estado de gestación le añade toda una serie de ansiedades distintas.

Anna Franziska Hunger, una Talent & People Operations Partner en la firma , escribió una publicación en la red social orientada al uso empresarial, a los negocios y al empleo que aborda una preocupación que tienen muchas mujeres: tratar de conseguir un nuevo trabajo mientras están embarazadas, palabras que resonaron entre tantas madres trabajadoras.

“ESTOY EMBARAZADA y ME CONTRATARON”, comienza Hunger su inspiradora en (de la cual hizo eco el sitio web ), recalcando que, si bien casos como el de ella se han vuelto algo mucho “más convencional” en la actualidad, el ser una “‘contratada embarazada’ todavía se siente como un oxímoron”.

“Quiero ser un modelo a seguir para mi hija”

Acto seguido, ella empieza a explicar que estaba “aterrada” de compartir la noticia que estaba gestando durante una serie de entrevistas de trabajo, pese a que tiene experiencia en el campo de los Recursos Humanos y es un secreto a voces la discriminación que sufren las embarazadas durante los procesos de contratación.

Hunger precisó que, en más de una ocasión, le recomendaron que ocultara su embarazo hasta que firmara una oferta laboral concreta, pero ella decidió no comprometer sus principios y decirle la verdad a los reclutadores de la empresa a la que quería pertenecer: que estaba embarazada de 6 meses y estaba a punto de dar a luz por segunda vez.

“Quiero ser un modelo a seguir para mi hija y trabajar para una empresa que valora y empodera a las madres trabajadoras que hacen malabarismos con dos niños pequeños”, añadió, obteniendo no solo el trabajo, sino una licencia por maternidad (beneficio que otorgan varias compañías a los empleados que ya tienen cierto tiempo con ellos).

“Gracias a KAYA VC por confiar en mí y emocionada de comenzar y apoyar a más fundadores, equipos de personas y ampliaciones en todo lo relacionado con el talento y las operaciones de personas”, concluyó su que recibió numerosos comentarios de otras madres trabajadoras como ella compartiendo sus propias experiencias.