Una mujer acude a diario al metro londinense a escuchar la voz de su esposo fallecido (Foto: Pexels)
Una mujer acude a diario al metro londinense a escuchar la voz de su esposo fallecido (Foto: Pexels)

De no creerlo. Hay historias de amor que parecen sacadas de un libro cuando, en realidad, son totalmente verdaderas. Ese es el caso de Margaret McCollum, una británica que acude a diario a la estación de metro londinense de Embarkment para escuchar la voz de su esposo, fallecido en el año 2006.

El esposo de McCollum, el actor Oswald Laurence, era la famosa voz del metro de Londres que grabó en 1950 el anuncio “Mind the GAP, please” y que alerta a los pasajeros sobre el cuidado que deben tener con el espacio que hay entre el vagón y el andén a la hora de subir o bajar en cada estación.

Laurence falleció en 2003, a los 86 años, dejando a Margaret muy triste. Sin embargo, este anuncio se convirtió en su mejor forma de recordarlo. Desde entonces, la mujer acude a diario a la estación para poder así escuchar al amor de su vida y con el que había compartido más de media vida a su lado.

Embarkment, una estación única

Este emotivo hábito de acudir a diario al metro de Londres duró aproximadamente nueve años, ya que la voz de su esposo fue sustituida por una nueva grabación. “Desde que murió me sentaba y esperaba el próximo tren para escuchar su voz”, declaró McCollum a la cadena de noticias BBC.

Extrañada, fue a preguntar a las autoridades qué era lo que había pasado. Los empleados le dijeron que con el nuevo sistema de reproducción era imposible utilizar el anuncio de Oswald, pero le prometieron buscar la manera para que pudiera seguir disfrutando de la voz de su esposo.

“Nos conmovió mucho su historia, por lo que el personal localizó el registro y no solo realizaron una copia del anuncio para que ella pudiera tenerla, sino que están trabajando para poder recuperarlo en la estación de Embarkment”, dijo un portavoz de la empresa a cargo del metro de Londres.

Hoy en día la voz en off de todas las estaciones del metro de Londres está digitalizada, menos en la que Margaret se suele sentar a escuchar la voz de su difunto esposo. En Embarkment aún se puede escuchar la voz de Oswald Laurence decir una y otra vez ‘Mind the GAP, please’.

TAGS RELACIONADOS