Sorprende a su empleado comprándole una moto luego que le robaran la que usaba para trabajar. (Foto: Referencial / Freepik)
Sorprende a su empleado comprándole una moto luego que le robaran la que usaba para trabajar. (Foto: Referencial / Freepik)

En Argentina, se dio a conocer el caso de un hombre al que le robaron la moto que utilizaba para trabajar como repartidor de comida. Al enterarse de lo sucedido, su jefe decidió sorprenderlo con un conmovedor gesto: le compró una nueva para que pudiera seguir laborando.

Hace unos meses, Damián dejó su vehículo estacionado en la puerta del restaurante de Eduardo, su empleador. Aunque no se demoró mucho en salir debido a que tenía que entregar más pedidos, grande fue su sorpresa al descubrir que le habían robado su herramienta de trabajo, informó el medio .

A pesar de que el negocio tiene cámaras de seguridad que registraron el hecho, su motocicleta no logró ser recuperada.

Tras verlo desesperado, Eduardo decidió comprarle una nueva moto con sus ahorros, la cual le será entregada la próxima semana.

“Cómo no lo voy a ayudar si es una muy buena persona y excelente empleado. Es muy cumplidor y honesto. Hablé con mi esposa y enseguida nos pusimos de acuerdo y estamos contentos con la decisión que tomamos. Hoy por él, mañana por mí”, declaró el propietario del restaurante.

“Me angustié y me desesperé mucho porque además, todavía me quedaban por pagar algunas cuotas. Mientras tanto, hacía el reparto con Eduardo en su auto. Estoy muy agredecido porque me compró una moto nueva”, dijo por su parte Damián. “Yo le ofrecí pagársela pero me dijo que no. Y me dio la posibilidad de ir a trabajar a otro lado, pero no lo voy a abandonar porque Eduardo me valoró como persona”.

Cómo reaccionar ante un asalto a mano armada

La delincuencia continúa, incluso en plena pandemia. De acuerdo al último reporte del Instituto Peruano de Estadística e Informática (INEI), a nivel nacional urbano 13,7% de peruanos fue víctima de un hecho delictivo con arma de fuego entre mayo y octubre del 2020, señala la empresa G4S en su sitio web.

Por ello, es importante tener en cuenta ciertas cosas a la hora de ser asaltado a mano armada.

  • NO OPONER RESISTENCIA: Esto es lo primordial ya que tenemos las de perder porque estamos frente a un sujeto con arma de fuego. No hay que forcejear con él ni tampoco hablarle o mirarlo de manera agresiva. Para salir ilesos, se recomienda nunca enfrentarse al ladrón.
  • EVITAR MIRAR AL DELINCUENTE A LOS OJOS: El hampón no quiere ser identificado, si lo mira directamente podría volverse más agresivo y hasta se le podría escapar un tiro. Lo mejor es mantener la cabeza agachada y acatar sus órdenes sin reprochar.
  • EN CASO LO IDENTIFIQUE: Si reconoce al ladrón no hay que decirlo. Incluso, una mirada nos puede delatar. Lo ideal es actuar como si no lo hubiéramos reconocido. Se debe intentar retener en la memoria la descripción del agresor, de la forma más clara posible, ya que luego podremos ayudar a la Policía a identificarlo y capturarlo.
  • NO INTENTAR HUIR: Esta idea puede pasar por nuestra cabeza si cargamos un objeto de valor, pero nos puede costar muy caro. Si salimos corriendo nos pueden herir en la espalda y las consecuencias pueden ser muy graves, como quedar minusválido. Asimismo, cuando el delincuente escape, no intente detenerlo o alcanzarlo.
  • HABLAR LO MÍNIMO: Hay que tratar de hablar de manera muy serena y razonable con el asaltante y darle lo que pida. No gritar ni levantarle la voz. Tampoco se debe extender la conversación, ya que queremos que el asalto acabe lo antes posible. Cuando termine, debemos ponernos en contacto primero con nuestros familiares para poder calmarnos y luego con las autoridades para denunciar el hecho.

Síguenos en nuestras redes sociales:


TAGS RELACIONADOS