Módulos Tomas de Canal

Kim Kardashian: así luce su ‘sueño hecho realidad’ por el que Kanye West gastó 14 millones de dólares

La empresaria y socialité Kim Kardashian tiene un nuevo departamento regalado por su esposo Kanye West el cual cuenta con lujos en cada rincón

No cabe duda que el cantante Kanye West es capaz de todo con tal de ver a su esposa Kim Kardashian y sus hijos completamente felices y en esta ocasión cumplió el sueño de ella al comprarle un lujoso departamento en Miami Beach, Estados Unidos, por el que pagó nada menos que 14 millones de dólares. Gracias a Instagram se pueden conocer algunos detalles del lugar.

La nueva vivienda está ubicada en el edificio Faena House en Florida, mide 440 metros cuadrados, tiene cuatro dormitorios, cinco baños y una gran terraza. Toda la construcción de 18 pisos fue creada por el arquitecto Sir Norman Foster en el 2015, y entre los detalles extravagantes que posee destaca el elevador de cristal, así como el gimnasio privado, alberca, spa, conserje, un estacionamiento subterráneo y 47 departamentos.

Este lujoso departamento de Miami fue el regalo del rapero Kanye West para su esposa Kim Kardashian en la más reciente Navidad y está ubicado en la Avenida Collins de Miami Beach, que forma parte del llamado Faena District.

Según reportes de medios estadounidenses, el edificio en que se encuentra la propiedad es tan exclusivo que hasta ha sido apodado como “la playa refugio de los millonarios” y el apartamento tiene una vista privilegiada al mar desde todos sus rincones.

Esto se avala con el hecho de que el empresario Alex Blavatnik, hermano del multimillonario Len Blavatnik, fue el primer comprador de este apartamento, que adquirió por 11,5 millones de dólares y que ahora pertenece a Kim Kardashian y su familia.

El rapero tendrá que pagar anualmente en impuestos de propiedad una suma que gira alrededor de $196,000. Esto más los $9,519 mensuales que tiene el costo de la administración, según reporta People.

ESPERAN UN NUEVO HIJO

Según informó la revista People, la pareja está por darle la bienvenida a su cuarto hijo a través de gestación subrogada, es decir, nacerá por un vientre de alquiler. Ellos tomaron la decisión debido a que Kim Kardashian no puede tener más hijos porque sufre de placenta retenida y pondría en peligro su vida y la del propio bebé si tuviera un embarazo natural.

IrMundial 2018