La manera de consumirlos es infinita y son el acompañamiento ideal para tus postres saludables o batidos. (Foto: Pixabay)
La manera de consumirlos es infinita y son el acompañamiento ideal para tus postres saludables o batidos. (Foto: Pixabay)

Una alimentación balanceada es fundamental para gozar de buena salud y esto se logra incluyendo alimentos sanos, de fácil consumo y que nos aporten diversos beneficios en nuestra dieta, como son los .

Son alimentos muy energéticos, ricos en grasas, proteínas, así como en oligoelementos. Las almendras, avellanas, maní, nueces, pistachos, castañas, almendras, pipas de girasol, son algunos de ellos y se caracterizan por tener bajo contenido en agua y un importante porcentaje en grasas saludables.

Los frutos secos también están en el grupo de los carbohidratos complejos y según explica Talía Pinto, nutricionista del team Herbalife Nutrition, son aquellos que contienen mayor cantidad de fibra y cuya digestión y procesamiento toma más tiempo. Además, son de origen vegetal.

Es por esto que incluir alimentos ricos en proteínas y grasas, como los frutos secos, contribuye al mantenimiento de una dieta balanceada. Se pueden consumir en cualquier momento del día y así proporcionarte energía extra para cumplir con todas tus actividades.

“Es sencillo incluir frutos secos en nuestro día a día. Se pueden consumir en las ensaladas de frutas o vegetales, en batidos, con yogurt, con la avena o en compotas, en barras energéticas, en mantequillas de frutos secos y como base de postres, entre otros”, explica Vanessa Tello, nutricionista de Natunuts, marca del portafolio de alimentos de PepsiCo.

Según los especialistas, la porción recomendada es de cerca de 30 a 40 gramos o lo equivalente a un puñado pequeño y lo puedes consumir como snack de media mañana o media tarde.

Además, ingerir frutos secos como mix de maní con almendras, cashew o coco también ayuda a controlar la hipertensión, diabetes, obesidad, enfermedades cardiovasculares y también mejorar el estilo de vida con una correcta nutrición acompañada de al menos 30 minutos de ejercicios diarios.