• (Foto: Instagram @food_feels)
    1/11

    (Foto: Instagram @food_feels)

  • (Foto: Instagram @food_feels)
    2/11

    (Foto: Instagram @food_feels)

  • (Foto: Instagram @food_feels)
    3/11

    (Foto: Instagram @food_feels)

  • (Foto: Instagram @food_feels)
    4/11

    (Foto: Instagram @food_feels)

  • (Foto: Instagram @food_feels)
    5/11

    (Foto: Instagram @food_feels)

  • (Foto: Instagram @food_feels)
    6/11

    (Foto: Instagram @food_feels)

  • (Foto: Instagram @food_feels)
    7/11

    (Foto: Instagram @food_feels)

  • (Foto: Instagram @food_feels)
    8/11

    (Foto: Instagram @food_feels)

  • (Foto: Instagram @food_feels)
    9/11

    (Foto: Instagram @food_feels)

  • (Foto: Instagram @food_feels)
    10/11

    (Foto: Instagram @food_feels)

  • (Foto: Instagram @food_feels)
    11/11

    (Foto: Instagram @food_feels)

Las fotografías de comida gozan de una enorme popularidad en , lo que incluso ha motivado la aparición de cuentas exclusivamente dedicadas a mostrar imágenes de elaborados y suculentos platos.

Muchos han hecho eco de esta tendencia llamada 'food porn' y constantemente buscan lograr capturas perfectas de las delicias culinarias con las que se encuentran. Teniendo en cuenta eso, el portal pidió a James Thompson, 'influencer' y administrador de la popular cuenta Food Feels, que brinde a los interesados algunos consejos para lograr mejores fotos de comida.

Aquí y en la galería adjunta (arriba) presentamos algunos de los 'tips' que brindó este usuario de Instagram, que cuenta 138.000 seguidores.

1. Iluminación
Thompson señala que tener luz natural es el aspecto más importante para lograr excelentes fotos de comida y, de hecho, la mayor parte de las imágenes que sube a Instagram se basa en esa idea.

El 'influencer' señala que es una buena idea buscar una mesa cercana a las ventanas de un restaurante o local, aunque precisa es importante evitar que la luz caiga directamente sobre el plato a fotografiar. "Los días nublados son ideales", dice Thompson, que añade que nunca se debe usar flash.

2. Ángulo
Los ángulos que se pueden utilizar para una fotografía de comida, pero es importante hallar el que se acomoda mejor a cada plato y situación. Las imágenes de Food Feels en Instagram muestran que el ángulo cenital (desde arriba) es muy bueno para el café, pizzas y tazones abiertos.

Por su parte, Tompson indica que los sándwiches y hamburguesas lucen muy bien con un ángulo normal (frontal), pues muestra con detalle las capas que estos tienen.

3. Escenario
El plato no es necesariamente el único elemento importante de una fotografía, pues el escenario puede enriquecer en gran medida una composición y darle un tono distinto a la captura.

El fotógrafo puede buscar mesas, muebles, ventanas o paredes llamativas para darle un aire único a cada imagen. Por ejemplo, Thompson habitualmente tiene fotografías algo más abiertas que muestran mesas de madera o azulejos junto a los platos de comida.

4. Edición
Para las fotos de comida es importante no abusar de la edición y en el caso de Instagram y otras aplicaciones con funciones de cámaras, James Thompson recomienda usar filtros ligeros.

La remoción de color o el incremento en la saturación deben ser medidos con criterio. Se puede jugar con el contraste o la nitidez, aunque de forma ligera, pues si se ha usado bien la iluminación al hacer la foto, esta no necesitará grandes cambios.

5. Estilo
Una vez que los aspectos anteriores han sido dominados, será más fácil que el usuario encuentre un estilo propio. El administrador de Food Feels señala que incluso no requiere de tener su cámara réflex para las capturas, pues la mayor parte de las imágenes que sube a Instagram son hechas con su teléfono y esto se debe a que ha desarrollado un criterio específico.