Estos trucos caseros permitirán que la tradición de iluminar las viviendas no afecte tu bolsillo. | Foto de <a href="https://www.pexels.com/es-es/foto/familia-decorando-su-arbol-de-navidad-3303614/" target="_blank">Jonathan Borba</a>
Estos trucos caseros permitirán que la tradición de iluminar las viviendas no afecte tu bolsillo. | Foto de Jonathan Borba

Es momento de poner todo en orden. es la fecha preferida de muchos porque dan rienda suelta a su imaginación al momento de decorar el hogar con luminosos adornos o guirnaldas, mientras que otros temen encender el árbol durante muchas horas para que el recibo de luz no llegue elevado. Para que este diciembre puedas llenar tus espacios favoritos con diversas luces, aquí te dejamos los que debes aplicar para ahorrar electricidad.

Lo mejor es “controlar el tiempo y la forma en la que se utiliza la decoración, hasta el empleo de nuevas tecnologías que reducen los kilovatios consumidos”, según explica Fernando Yupanqui, Jefe de Ingeniería de Producto de CELSA. De esta manera no se afrontará un gasto extra que pueda afectar la economía familiar.

Y es que las decoraciones con luces son un clásico de la Navidad y no tienen por qué convertirse en un problema. El truco está en aprender a utilizarlas de forma responsable y “comprarlas en lugares de confianza que brinden las garantías de calidad” para también evitar posibles accidentes o incendios.

Cómo ahorrar electricidad en Navidad

  1. Revisar las conexiones eléctricas: El primer paso antes de instalar las luces y la decoración de navidad es verificar el buen funcionamiento del sistema eléctrico de la vivienda. Los cables defectuosos, expuestos o antiguos pueden sobrecalentarse con el aumento de la tensión. Si se detecta alguna alteración es preferible reemplazar el cableado por conductores de cobre que ofrezcan calidad y seguridad.
  2. Encender la iluminación lo más tarde posible: Con la llegada del verano, la luz natural permanece por más tiempo. Esto permite extender la hora en la que se prenden, tanto la luminaria de casa como las luces de navidad.
  3. Utilizar focos LED: A diferencia de los juegos de luces incandescentes, las guirnaldas con focos LED ofrecen una mayor vida útil con un menor consumo. Por regla general, estos productos requieren hasta un 80% menos energía que las versiones antiguas.
  4. Desconectar la decoración antes de ir a dormir: Además de ser un gasto innecesario, el olvidar las luces encendidas durante la noche es un peligro, ya que las conexiones pueden sobrecargarse y provocar cortocircuitos o incendios. Del mismo modo, si se va a salir de vacaciones, es importante desconectar todos los enchufes de casa y dejar únicamente el refrigerador y el sistema de seguridad.
  5. Emplear nuevas tecnologías: En la actualidad existen productos o gadgets que facilitan el ahorro de electricidad, entre ellos tenemos los temporizadores, que permiten programar el horario de encendido y apagado de la iluminación, o los juegos de luces alimentados a través de paneles solares que se recargan durante el día.
  6. No dejar la decoración después de las fiestas: Un error muy común es el no retirar los adornos luminosos a tiempo. Esto no solo incrementa el consumo injustificado de energía, sino que incluso reduce el tiempo de vida de los productos.

Síguenos en nuestras redes sociales: