Acudir al cardiólogo es importante cuando se tiene más de 40 años o existe algún factor de riesgo. (Foto: Pexels)
Acudir al cardiólogo es importante cuando se tiene más de 40 años o existe algún factor de riesgo. (Foto: Pexels)

Las enfermedades cardiovasculares son una de las causas con mayor índice de mortalidad en nuestro país y cada vez se registran más casos de personas jóvenes que tienen una afección al corazón. Si estas no se atienden a tiempo, pueden desencadenar un derrame cerebral o un ataque al corazón. Es aquí donde la prevención cobra vital importancia y en esta nota te dejamos las pautas para evitar que lleguen a tu vida.

“Los signos y síntomas de una enfermedad cardiovascular pueden ser diversos, pero principalmente incluyen dolor de pecho, dificultad para respirar, cansancio, debilidad en las piernas o brazos”, explicó Patricia Piscoya, especialista de la carrera de enfermería de la Universidad Privada del Norte .

Otras consecuencias de padecer problemas cardíacos son la insuficiencia cardíaca que se produce cuando el corazón no mantiene un flujo de sangre necesario para el cuerpo o el ensanchamiento anormal de la pared arterial conocido como aneurisma.

Qué pautas seguir para evitar enfermedades cardiovasculares

  1. Mantener una dieta sana: es importante comer saludablemente, reduciendo el consumo de sal, carnes rojas y grasas saturadas.
  2. Hacer ejercicio: las personas deben realizar ejercicios semanales en períodos de 30 minutos como caminatas rápidas, trote o ciclismo. Evitar el sedentarismo.
  3. Disminuir el estrés: las situaciones de angustia, preocupaciones y miedos aumentan la presión arterial.
  4. Acudir al cardiólogo: se recomienda que los mayores de 40 años o si tienen un factor de riesgo visiten un especialista para realizarse un chequeo anual.
  5. Evitar hábitos nocivos: el consumo en exceso de alcohol y tabaco aumentan las probabilidades de padecer problemas al corazón

Qué chequeos médicos realizar periódicamente para cuidar el corazón

La especialista agregó que factores como antecedentes cardíacos o familiares, ser varón o mayor de 30 años, la obesidad, padecer diabetes o colesterol elevado aumentan el riesgo de sufrir un infarto al corazón.

“Es importante realizar medidas preventivas como el control de la presión arterial, un estilo de vida saludable y acudir al establecimiento de salud ante el menor signo de alarma”, finalizó.


Síguenos en nuestras redes sociales: