Estados Unidos, el país con mayor cantidad de contagios por la pandemia. (Foto: Angela Weiss / AFP)
Estados Unidos, el país con mayor cantidad de contagios por la pandemia. (Foto: Angela Weiss / AFP)

Con más de 70.000 fallecidos a causa del , se ha convertido en el nuevo foco de la pandemia en el mundo. El panorama es desolador en el país norteamericano, que a finales de enero de este año anunciaba el primer caso de contagio de COVID-19 en su territorio. Hoy el total de infectados en la que es considerada la primera potencia mundial supera el millón 200 mil.

Ni los expertos en salud imaginaron que la rápida propagación de este virus llegue a colapsar el sistema de atención médica en los 50 estados de la llamada potencia mundial. Según datos de la Universidad Johns Hopkins, los habitantes de han sido los más afectados, al registrar 19.415 muertes y más de 319.000 casos diagnosticados.

Respuesta tardía de Donald Trump al coronavirus

Al conocerse el primer caso infectado, el gobierno de Estados Unidos tardó 10 días para lanzar las primeras medidas para frenar a este mortal virus que se originó en la ciudad china de Wuhan. Una de ellas fue prohibir la entrada al país a todo extranjero que haya visitado China en los últimos 14 días. Pero no se aplicó el distanciamiento social, algo que los especialistas en salud han afirmado es vital para evitar los contagios.

En conferencias de prensa, el mismo presidente Donald Trump calificó al coronavirus como una simple “gripe” y que no había razones para que los estadounidenses se preocupen. El polémico mandatario aseguró que su finalidad era no causar alarma en la población.

El sistema de salud de Estados Unidos puesto en jaque

Un dato que no puede pasar por alto es que casi 27, 5 millones de personas no contaban con un seguro médico en Estados Unidos, según información de la Oficina del Censo. Es así, que muchas personas no han podido atenderse al presentar los primeros síntomas del COVID-19. Una consulta para alguien no asegurado puede costar cientos de dólares.

Sumado al miedo de los inmigrantes indocumentados en territorio estadounidense para buscar atención médica-más de 11 millones-, ha hecho que la alarma sanitaria incremente a tal punto que el país norteamericano presente más casos que China, Italia o España.

Los test no funcionaban

Thomas Tsai, cirujano e investigador de políticas de salud en Harvard, declaraba a la BBC: “Gran parte de la culpa de la situación se debe al retraso en las pruebas en Estados Unidos. Estábamos al margen, viendo cómo la pandemia se desarrollaba, sin capacidad para hacer tests e identificar casos antes. Y eso resultó en la propagación masiva de COVID-19 por todo Estados Unidos”.

Solo desde la Casa Blanca podrían responder si se podría haber hecho algo más con pruebas en mejor estado. Especialistas informan que el número de casos sería otro.

Estados en cuarentena

Antes que el mismo pronunciamiento del presidente Donald Trump, algunos de los 50 estados del país norteamericano declararon en cuarentena sus territorios. El gobernador de California, Gavin Newsom, fue una de las primeras autoridades de Estados Unidos, en ordenar a todos sus habitantes a permanecer en casa. La medida entró en vigencia el 19 de marzo.

  • California (En cuarentena indefinida desde el 19 de marzo)
  • Nueva York (En cuarentena hasta el 15 de mayo)
  • Massachusetts (En cuarentena hasta el 4 de mayo)
  • Pennsylvannia (En cuarentena hasta el 30 de abril)
  • Colorado (En cuarentena hasta el 26 de abril)
  • Ohio (En cuarentena hasta el 1 de mayo)
  • Washington (En cuarentena hasta el 4 de mayo)

¿Cuándo terminará la pandemia en Estados Unidos?

En una conferencia de prensa realizada en marzo, el presidente Donald Trump dijo que Estados Unidos estará lidiando con esta pandemia hasta julio o agosto. El gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo, aseguró que el verdadero pico lo alcanzarían en mayo. Por otro parte, distintos especialistas en salud han detallado que sin una vacuna efectiva es imposible dar un tiempo aproximado para que la pandemia llegue a su fin en el país norteamericano. El gobierno tardó en reaccionar y ahora debe diseñar la mejor estrategia sobre la marcha para evitar más muertes.

¿Qué es el coronavirus?

De acuerdo a la Organización Mundial de la Salud (OMS), los coronavirus son una amplia familia de virus que pueden causar diferentes afecciones, desde el resfriado común hasta enfermedades más graves, como el síndrome respiratorio de Oriente Medio (MERS-CoV) y el síndrome respiratorio agudo severo (SRAS-CoV).

El coronavirus descubierto recientemente causa la enfermedad infecciosa por coronavirus COVID-19. Ambos fueron detectados luego del brote que se dio en Wuhan (China) en diciembre de 2019.

El cansancio, la fiebre y la tos seca son los síntomas más comunes de la COVID-19; sin embargo, algunos pacientes pueden presentar congestión nasal, dolores, rinorrea, dolor de garganta o diarrea.

Aunque la mayoría de los pacientes (alrededor del 80%) se recupera de la enfermedad sin necesidad de realizar ningún tratamiento especial, alrededor de una de cada seis personas que contraen la COVID-19 desarrolla una afección grave y presenta dificultad para respirar.

Para protegerse y evitar la propagación de la enfermedad, la OMS recomienda lavarse las manos con agua y jabón o utilizando un desinfectante a base de alcohol que mata los virus que pueden haber en las manos. Además, se debe mantener una distancia mínima de un metro frente a cualquier persona que estornude o tose, pues si se está demasiado cerca, se puede respirar las gotículas que albergan el virus de la COVID-19.

Bloque HTML de muestra

VIDEO RECOMENDADO

Estados Unidos: la pandemia del coronavirus dispara el desempleo

Coronavirus en Estados Unidos: la pandemia dispara el desempleo

TE PUEDE INTERESAR