Para prepararlos en casa no necesitas ir al supermercado por una caja llena de conservantes. (Foto: Pixabay)
Para prepararlos en casa no necesitas ir al supermercado por una caja llena de conservantes. (Foto: Pixabay)

Es un clásico de la cocina norteamericana y aunque es fácil encontrarlo en los supermercados en su presentación en caja, no hay nada mejor que prepararlos en casa. Los macarrones con queso son deliciosos y no necesitas químicos ni preservantes para disfrutar de su sabor.

MIRA: Por qué NO se debe guardar la leche en la puerta de la refrigeradora

Hacerlos es muy fácil y rápido y solo debes tener a la mano todos los ingredientes para lograr esta receta de pasta tal cual la comen en .

MIRA: ¿Cuál es la diferencia entre harina preparada y sin preparar?

Los macarrones con queso o Mac&Cheese suelen hacerse con los macarrones curvos o coditos que son populares en ese país y lo que no puede faltar es el queso Cheddar. Eso sí, lo más recomendable es comer una ración pequeña de esta pues además de ser saciante, aporta muchas calorías.

Mira también:

Aquí te dejamos el paso a paso de los tradicionales macarrones con queso al estilo americano y que muchos también disfrutan en México y Latinoamérica.

Ingredientes:

  • 300 gr de pasta de macarrones
  • 2 tazas de queso cheddar o amarillo rallado
  • 3 cucharadas de mantequilla
  • 1/4 de taza de harina
  • 2 tazas de leche
  • 1/2 taza de crema
  • 1 cucharadita de mostaza
  • Sal y pimienta al gusto

Preparación:

  1. Cocinar los macarrones tal cual las indicaciones del empaque. Escurrir y reservar.
  2. En una olla derretir la mantequilla. Luego agregar la harina y cocinar durante 1 minuto a fuego bajo.
  3. Verter la leche y cocinar durante 4 minutos más sin dejar de mover con una cuchara de madera para evitar que se queme.
  4. Añadir la crema y la mostaza, cocinar por 1 minuto más y sazonar con sal y pimienta al gusto.
  5. Incorporar el queso cheddar, retirar del fuego y mover hasta que se derrita por completo.
  6. Por último poner la pasta y mezclar hasta que se bañe bien de la salsa de queso.

Por qué no deberías desechar el agua donde cocinaste la pasta

  • Para cocinar verduras: Una gran manera de darle otro uso es para preparar verduras al vapor. Coloca el agua en una olla y añade las verduras para mantener su valor nutricional.
  • Base para las salsas: Un gran truco de los chefs italianos es guardar el agua después de colar la pasta y añadir un poco en la salsa que estés preparando, ya sea pesto, boloñesa, carbonara, entre otras. Esto hará que la preparación tome un poco más de consistencia, si es que está demasiado aguada.
  • Para remojar legumbres: El agua de cocción, al ser ligeramente salada, se puede usar para remojar secas como garbanzos o lentejas. Los expertos recomiendan usar el líquido de la pasta para dejarlos en él un día antes de prepararlos.
  • Como caldo para las sopas: El agua de pasta tendrá un poco del almidón y del sabor de la pasta, por ello se le puede adicionar algunas verduras y convertirse en un excelente caldo en las sopas.

EL TRUCO PARA QUE EL ARROZ NO SE TE PEGUE A LA OLLA

  1. Lava el arroz.
  2. Sofríelo en una olla con aceite y mézclalo para que no se queme.
  3. Pon a hervir el agua con un poco de aceite y vinagre. En cambio del vinagre, puedes añadir unas gotas de zumo de limón.
  4. Añade el arroz cuando el agua esté hirviendo.
  5. Escurre y comprueba el resultado.

VIDEO RECOMENDADO

Tips para que la pasta no se pegue

6 consejos para cocinar mejor la pasta y no se pegue

TE PUEDE INTERESAR

MÁS VIDEOS

¿Por qué no pedir la pizza cortada en rebanadas?

¿Por qué deberías pedir la pizza por delivery sin que esté cortada en rebanadas?