Hay un truco para inflar un globo sin helio y que flote. (Foto. Pexels)
Hay un truco para inflar un globo sin helio y que flote. (Foto. Pexels)

Los globos son un elemento decorativo imprescindible en cualquier celebración y no solo infantil. Sin embargo, para que luzcan bien deben inflarse con helio y no siempre se cuenta con el tiempo para ir a una tienda o el dinero para hacerlo. Pero, ¿Sabías que puedes lograr que flote un globo sin helio? Aquí te enseñamos unos secretos para realizarlo.

MÁS | Trucos para arreglar una puerta que roza en el suelo o se atasca

No todos tienen helio en casa o tienen el tiempo para ir a una tienda de globos, por eso hoy, desde , queremos mostrarte que hay unos para inflar un globo y que flote. Así que toma nota y no te pierdas los siguientes consejos y tips para que tu próxima fiesta sea todo un éxito.

Cómo hacer que un globo flote sin helio

Lo primero de todo, para hacer que flote un globo, será preparar los materiales, pero no te preocupes, son muy fáciles de conseguir. Necesitarás preparar lo siguiente:

  • Todos los globos que vayas a usar para tu decoración
  • 1 embudo
  • Tantas botellas de agua pequeñas con el cuello estrecho como globos desees inflar
  • Vinagre blanco no apto para ingerir
  • 2 cucharadas de bicarbonato de sodio
Hay alternativas para inflar un globo sin necesidad de tener helio y que flote. (Foto: Pexels)
Hay alternativas para inflar un globo sin necesidad de tener helio y que flote. (Foto: Pexels)

Pasos para hacer que un globo flote sin helio:

  • Primero, vierte un poco de vinagre blanco en una de las botellas con el embudo. Llena 1/4 de la botella. Es mejor que sean de plástico, pues el vinagre daña el metal o el vidrio. Ojo: la botella tiene que pararse con facilidad.
  • Luego, coge uno de los globos deshinchados y vierte dos cucharadas de bicarbonato de sodio dentro de él. Para ello, también puedes ayudarte con el embudo o con un sorbete.
  • Después, encaja la abertura del globo en la zona de la rosca de la botella, sin tapa, y con mucho cuidado de que el bicarbonato no se salga. Cuando tengas asegurado el globo, deja que el bicarbonato baje hasta el fondo de la botella poco a poco. Allí entrará en contacto con el vinagre y generará una reacción para inflarlo.
  • Esta reacción producida en la botella cuando el bicarbonato entra en contacto con el vinagre, generará una especie de efervescencia. Dicha reacción se produce por la formación de dióxido de carbono ocasionada al mezclar ambos productos, por lo que el gas resultante podrá hacer que flote un globo.
  • Una vez que tengas cada globo que vuela sin helio bien inflado, podrás sacarlos con mucho cuidado de la botella para no romperlos y atarlos.

Si no consigues los efectos deseados, puede deberse a que las proporciones de vinagre y/o bicarbonato no sean suficientes. Solo tendrás que repetir el proceso añadiendo un poco más de cantidad de ambos ingredientes y agitar la botella suavemente para eliminar las burbujas producidas tras la reacción.

ADVERTENCIA: al momento de inflar el globo debes tener cuidado con los niños, pues la mezcla del vinagre con el bicarbonato puede suponer un riesgo para ellos si no son supervisados por un adulto.

¿Qué es un truco casero?

En su mayoría son opciones sencillas y de bajo costo que permiten dar solución a problemas de limpieza, cocina, organización o decoración; en sí, todas aquellas dificultades que nos quitan tiempo y que tienen una salida cambiando la rutina.

Un truco casero o remedio casero es realizado con insumos que fácilmente se pueden encontrar en el hogar como el bicarbonato de sodio, vinagre blanco, lejía o el agua oxigenada. Su plus es que no resultan costosos y son más exitosos que muchos productos comerciales que se encuentran en el mercado.