Siempre que el fregadero vuelva a oler mal será necesario aplicar un truco casero para que la cocina esté siempre limpia. (Foto: Sarah Chai / Pexels)
Siempre que el fregadero vuelva a oler mal será necesario aplicar un truco casero para que la cocina esté siempre limpia. (Foto: Sarah Chai / Pexels)

¿Te cuesta dejarlo como nuevo? Uno de los principales problemas que afecta la higiene de la cocina es cuando el fregadero se obstruye o atasca y produce un olor desagradable. Esto sucede cuando ciertos desechos o restos de comida se quedan en las tuberías. Para que este ambiente de tu casa siempre tenga un aroma agradable, aquí te dejamos algunos que debes poner en práctica.

MÁS INFORMACIÓN | Trucos caseros para desatascar el fregadero de la cocina

Cómo eliminar el mal olor del fregadero

Si bien hay diversos productos comerciales que ayudan con esta tarea, los remedios caseros son de gran utilidad y se puede recurrir a los ingredientes que hay en casa, lo que los hace más sencillos y efectivos.

Agua caliente y detergente

Si el olor aún no es muy persistente, este truco es el indicado.

  • Primero colocar el tapón del fregadero y llenarlo un poco de agua caliente.
  • Agregar el detergente líquido.
  • Luego de unos minutos hay que quitar el tapón para que el agua se vaya por el desagüe.

Bicarbonato de sodio, agua hirviendo y vinagre

Estos productos son los más usados para solucionar problemas de limpieza o higiene en la casa.

  • Agregar una taza de bicarbonato de sodio al fregadero y verter encima dos tazas de vinagre.
  • Dejar reposar unos minutos y abrir el grifo con agua caliente.
  • Esto no solo quitará el mal olor, sino también las bacterias de la suciedad.

Desde ‘El Español’ otro truco para usar estos ingredientes:

  • Mezclar el bicarbonato de sodio y el vinagre en un recipiente y meterlo un minuto en el microondas.
  • Al sacarlo, verter en el fregadero, dejar reposar durante unos 15 minutos y, por último, abrir el grifo del agua caliente para que el líquido fluya por las tuberías.

Jugo de limón y bicarbonato

Para quitar el mal olor del fregadero hay que verter el bicarbonato de sodio, dejar actuar un poco, luego el jugo de un limón y finalmente el agua hirviendo para limpiar bien todo.

Vinagre y limón

  • Un remedio casero que también es efectivo consta de cortar un limón en rodajas y colocarlas en un recipiente.
  • Añadirle vinagre blanco destilado y unos cubitos de hielo.
  • La mezcla se deja reposar toda la noche y, a la mañana siguiente, se vierte en el fregadero.