El paracaidista registró a través de una cámara 360° el aterrador momento que vivió.| Foto: Pixabay/Referencial
El paracaidista registró a través de una cámara 360° el aterrador momento que vivió.| Foto: Pixabay/Referencial

Para miles de personas, saltar en paracaídas significa una de las aventuras que deben realizar aunque sea una vez en la vida. Sin embargo, algunos volverán nuevamente al conocer la traumática experiencia que vivió el especialista en paracaidismo Boo Dacious. Aquí su historia que ya es en .

El recoge que este hombre, que se adjudica más de mil saltos durante sus 15 años de carrera, estuvo cerca de la muerte en una de sus aventuras en Florida. Hecho que incluso fue grabado por él mismo a través de su cámara 360° que lleva en el casco.

Su salto se convirtió en pesadilla, pues el paracaídas de Boo Dacious sufrió un doble fallo. El dispositivo principal falló y de igual forma el de emergencia, dejándolo en una situación eminente de peligro. En el compartido en se puede apreciar el momento de angustia que vivió.

“Los fallos son comunes en el paracaidismo; sin embargo, se teme el mal funcionamiento del doble paracaídas, y experimentar uno y sobrevivir es poco frecuente”, contó Boo Dacious, pues de manera milagroso no sufrió ningún golpe ni rasguño.

“Sobrevivir ileso sin un rasguño es inaudito, y eso es lo que me pasó aquí. Me siento honrado y agradecido con todos los que tuvieron que presenciar lo que muchos sintieron que era una situación completamente terrible de la que cualquiera podía salir. ¡Soy la prueba ambulante de que nunca me rindo”, añadió.

@boodacious1

Skydiver Survives Double Parachute Malfunction Uninjured

♬ Clair de lune, - Debussy, Piano(1076678) - Noi m knot

“La muerte nunca pasó por mi mente. Procesar cada momento al siguiente requirió toda la concentración. Ni siquiera podía pensar en los seres queridos”, contó el paracaidista.

El video viral protagonizado por Boo Dacious termina con él aterrizando ileso y respirando con dificultad. “Toqué la tierra arrodillado como si estuviera rezando. Había un árbol cerca, y pudo haber ayudado a dispersar la energía, pero literalmente golpee la tierra primero con los pies y luego con las rodillas”.