• Usuarios de Facebook no pudieron evitar expresar su asombro ante las imágenes. (Foto: Facebook/Parry Creek Farm Tourist Resort and Caravan Park)
    1/5

    Usuarios de Facebook no pudieron evitar expresar su asombro ante las imágenes. (Foto: Facebook/Parry Creek Farm Tourist Resort and Caravan Park)

  • Usuarios de Facebook no pudieron evitar expresar su asombro ante las imágenes. (Foto: Facebook/Parry Creek Farm Tourist Resort and Caravan Park)
    2/5

    Usuarios de Facebook no pudieron evitar expresar su asombro ante las imágenes. (Foto: Facebook/Parry Creek Farm Tourist Resort and Caravan Park)

  • Usuarios de Facebook no pudieron evitar expresar su asombro ante las imágenes. (Foto: Facebook/Parry Creek Farm Tourist Resort and Caravan Park)
    3/5

    Usuarios de Facebook no pudieron evitar expresar su asombro ante las imágenes. (Foto: Facebook/Parry Creek Farm Tourist Resort and Caravan Park)

  • Usuarios de Facebook no pudieron evitar expresar su asombro ante las imágenes. (Foto: Facebook/Parry Creek Farm Tourist Resort and Caravan Park)
    4/5

    Usuarios de Facebook no pudieron evitar expresar su asombro ante las imágenes. (Foto: Facebook/Parry Creek Farm Tourist Resort and Caravan Park)

  • Usuarios de Facebook no pudieron evitar expresar su asombro ante las imágenes. (Foto: Facebook/Parry Creek Farm Tourist Resort and Caravan Park)
    5/5

    Usuarios de Facebook no pudieron evitar expresar su asombro ante las imágenes. (Foto: Facebook/Parry Creek Farm Tourist Resort and Caravan Park)






Un fotógrafo australiano logró registrar el preciso instante en que una enorme pitón trató de comerse a otra más grande y que se encontraba digiriendo a otro animal. Las imágenes fueron publicadas en y se hicieron tendencia.

Los especímenes, identificados como pitones de oliva, fueron encontrados por los trabajadores de un parque de caravanas ubicado en Kimberley, en la zona occidental de Australia.

Según indicaron, los reptiles protagonistas de la publicación de Facebook habían sido reubicados "para que no se comieran a nuestros pollos". 

"Vimos que uno se había tragado algo (sí, contamos los pollos y no faltaba ninguno) y lo metimos en un saco. Una vez fuera del saco empezó a regurgitar, ¡y entonces fue cuando vimos la cola!", agregaron.

El hecho pudo ser registrado y generó diversas reacciones entre los usuarios de Facebook, quienes no pudieron evitar expresar su asombro sobre el material. 

Se sabe que aunque los casos de canibalismo entre este tipo de serpientes no son inusuales, su dieta suele consistir principalmente en animales de pequeño tamaño. 

No obstante, suele ser común verla devorando venados adultos, antílopes y, en casos muy excepcionales, humanos.