A diferencia de otras especies, el ejemplar macho de caballito de mar lleva a las crías en su vientre.| Foto: SEA LIFE Sydney Aquarium
A diferencia de otras especies, el ejemplar macho de caballito de mar lleva a las crías en su vientre.| Foto: SEA LIFE Sydney Aquarium

SEA LIFE Sydney Aquarium vivió un momento único en sus instalaciones. A través de un publicado en Facebook, el acuario compartió la secuencia del nacimiento de docenas de caballitos de mar. El ejemplar macho fue quien se encargó de llevar el embarazo y ‘dar a luz’, a diferencia de casi todas las especies de animales.

MIRA: La conmovedora reacción de un osezno al ver caer la nieve

“Una manada de bebés, cada uno más pequeño que un grano de arroz, nacieron en los últimos meses de 2020, unas pocas docenas lo hicieron solo a dos días de Año Nuevo”, informaron las autoridades del SEA LIFE Sydney. El caballito de mar, especie endémica de Australia, sorprendió a millones con su ‘alumbramiento’.

El nacimiento de estos animales forma parte de un programa de cría y conservación que lleva a cabo el acuario junto al gobierno australiano y la University of Technology Sydney (UTS). Según informó la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza, el caballito de mar blanco está en peligro de extinción.

De la misma manera que los peces aguja y los dragones azules, el ejemplar macho del caballito de mar da a luz. “Después de completar una elaborada danza de cortejo que puede durar horas o días, la hembra de caballito de mar transfiere sus huevos maduros a la bolsa de cría del macho, donde son fertilizados”, explicó el National Oceanic and Atmospheric Administration (NOAA).

“Al final de un período de gestación que suele durar de dos a cuatro semanas, la zona abdominal del macho preñado comienza a ondularse rítmicamente, y fuertes contracciones musculares expulsan de unas pocas docenas a hasta 1000 crías de caballitos de mar completamente formados al agua circundante. Después de eso, las crías deben valerse por sí mismas. Las camadas grandes son necesarias porque sólo alrededor del 0,5 por ciento sobrevivirá hasta la edad adulta”, añadió.