Un hombre se queda dormido y por poco destruyen su edificio con él adentro. (Foto: Referencial / Pixabay)
Un hombre se queda dormido y por poco destruyen su edificio con él adentro. (Foto: Referencial / Pixabay)

El pasado domingo, se procedió con la demolición de las Torres Gemelas de Noida. Estos edificios, ubicados en los suburbios de Nueva Delhi, capital de la India, fueron construidos de forma ilegal por promotores en colusión con las autoridades locales. Por ello, la Corte Suprema dictaminó que debían ser destruidos.

La implosión, llevada a cabo con 3700 kg de explosivos, fue transmitida en directo por las cadenas de televisión local; sin embargo, poco antes de dar inicio a la demolición, se produjo un incidente que no pasó desapercibido por las personas involucradas en la tarea.

Un guardia se dio cuenta de que, dentro de la estructura, había una persona que se había quedado dormida al interior de su departamento. Rápidamente, un equipo ingresó al edificio y lograron despertarlo a tiempo.

Según el medio , la fecha límite para abandonar la torre era el pasado viernes. Los últimos habitantes desalojaron el sitio la mañana del domingo; no obstante, el despistado sujeto, que estaba en el último piso, se quedó dormido y no se dio cuenta de que su hogar estaba por ser demolido.

“Nos dimos cuenta por nuestro doble proceso de verificación para la evacuación. Resultó que de todos los residentes de las torres, uno no se había ido. Estaba profundamente dormido dentro del departamento y no cumplió con la fecha límite”, declaró uno de los trabajadores.

Quienes abandonaban el edificio debían dejar una calcomanía en la entrada de sus casas. Cuando se realizó la segunda ronda de verificación, se detectó que el hombre en cuestión no lo había hecho. Así, su presencia fue detectada y se evitó lo que seguramente iba a convertirse en una tragedia.

India, país que registra un “boom” en el sector inmobiliario

India, tercera mayor economía de Asia con 1.400 millones de habitantes, registra el crecimiento más rápido del mundo y conoce un “boom” del sector de la construcción en los últimos años, señala la agencia AFP.

Promotores inmobiliarios poco escrupulosos, en busca de grandes beneficios, reducen impunemente los costes de la construcción, beneficiándose de unas normas insuficientes.

Las empresas construyen a veces pisos o torres suplementarias, utilizando material de calidad inferior, mientras los funcionarios son sobornados para cerrar los ojos.

En el peor de los casos para ellos, estos constructores acaban pagando multas, o simplemente abandonan las obras no terminadas.

En los suburbios de Delhi, en Noida y Greater Noida, se estima que más de 100 torres residenciales han sido abandonadas, desfigurando el paisaje y dándole a estas zonas la apariencia de lúgubres ciudades fantasma.

TAGS RELACIONADOS