Muchos usuarios pidieron que más personas sean así de generosas y empáticas con quienes menos tienen. (Foto: viralhog/composición)
Muchos usuarios pidieron que más personas sean así de generosas y empáticas con quienes menos tienen. (Foto: viralhog/composición)

La empatía no es solo una idea, sobre todo, es una práctica de todos los días y en diversos tipos de situaciones, tal y como sucedió en los cuando un hombre decidió bajar del carro en medio de una fuerte lluvia para ayudar a una persona con discapacidad; su objetivo era regalarle un paraguas que para que dejara de empaparse, video que se hizo en como , ganándose elogios de los usuarios.

Todo sucedió en la ciudad capital, Washington DC, cuando vemos un semáforo en rojo en medio de un fuerte aguacero, cuando una persona desciende de su vehículo para darle una mano a alguien que esperaba el autobús y quien no contaba con ninguna de protección contra dicho temporal.

La cuenta de Instagram, ViralHog, revela que la persona que iba en silla de ruedas, como aquellos que lo acompañan no contaban con nada para mantenerse secos, entre otras cosas, porque la parada del autobús no tenía techo alguno, razón por la cual nuestro protagonista, de quien no conocemos su nombre, les regaló un paraguas.

Una vez hecho este gesto de desprendimiento como de empatía, el sujeto, emprende una veloz carrera hacia su auto antes que cambie la luz del semáforo pues, a su vez, no tenía intención de ser el responsable de generar un embotellamiento en la avenida.

Una vez que el video se hiciera viral en Instagram, de inmediato, llovieron los comentarios de usuarios fascinados con la actitud del hombre: “No estoy en una posición en la vida en la que pueda regalar nada. Esto me hizo llorar y trabajaré más duro. He hecho cosas como esta sin cámara alrededor. Espero que nuestro país sea mejor”, “esto tocó muy fuerte mi corazón. Yo haría lo mismo”, “hay esperanzas para los humanos”, “esto renueva mi esperanza en la humanidad”, “Dios lo bendigas por el hermoso gesto, que siempre sea bendecido”, “restaurada mi fe en la humanidad por otras 24 horas”, “¿por qué estoy llorando? Gracias amable humano por darme fe en la humanidad”.