Un perro de raza Jack Russell salvó a su dueño de 10 años del ataque de un lobo. Lamentablemente, murió luego de la hazaña. (Foto: Pixabay / Referencial)
Un perro de raza Jack Russell salvó a su dueño de 10 años del ataque de un lobo. Lamentablemente, murió luego de la hazaña. (Foto: Pixabay / Referencial)

salvó a su dueño de 10 años del ataque de un lobo. Lamentablemente, Jessie, de raza Jack Russell, resultó con graves heridas y falleció de camino a la veterinaria.

MÁS INFORMACIÓN: Un hombre sin hogar rescató a todos los perros y gatos de un refugio que se incendió

Yemelyan se encontraba jugando a las escondidas con sus hermanos en las afueras de su hogar ubicado en la república rusa de Komi, informa el periódico británico . De un momento a otro, el depredador apareció en el lugar y, según se puede ver en las , el niño se oculta detrás de una pequeña montaña de nieve y no llega a notar la presencia del lobo.

Afortunadamente, Jessie, la mascota de la familia, sí lo hizo y no dudó en correr en dirección hacia el depredador para intentar ahuyentarlo. Los aullidos del perro , quien abandonó el escondite y corrió hacia el interior de su casa.

Es en ese momento, la mascota logró alejar al lobo. No obstante, se escuchan unos desgarradores aullidos que dan a entender que el perro había sufrido fuertes lesiones.

Ruslan, el padre de la familia, salió en busca del perro. Cuando el lobo vio al hombre, huyó dejando a la mascota viva, aunque gravemente herida. Jessie, lamentablemente murió en la veterinaria.

“Llamé a mis amigos (que son cazadores), que llegaron rápidamente. Entonces, seguimos el rastro del lobo”, declaró Ruslan. Según dijo, el animal soltó al perro porque sentía que era perseguido. “Jessie aún estaba viva, pero en la clínica nos dijeron que no podían hacer nada y solo le inyectaron un analgésico”.

“Condujimos hasta Syktyvkar (la capital)… pero la perrita murió en los brazos de mi esposa”, aseguró.

Se cree que el lobo continúa acechando la casa y, si bien ya se había registrado ataques a perros en la zona, el mayor miedo es que ahora estos animales se lancen contra los niños.