Un gato quedó anonadado por la conducta de su amigo perro mientras dormían plácidamente. (Foto: Pixabay/Referencial)
Un gato quedó anonadado por la conducta de su amigo perro mientras dormían plácidamente. (Foto: Pixabay/Referencial)

Los perros y los gatos no siempre se llevan bien pero cuando lo hacen, es una escena adorable. Un video que se volvió viral en YouTube muestra a estas mascotas compartir una amistad tan cercana que hasta duermen la siesta juntos como si fueran hermanos.

Si bien son de especies diferentes, los protagonistas del video viral de han forjado una amistad contra todo pronóstico y llevan la fiesta en paz; sin embargo, para el su relación no es a prueba de todo y no permite conductas desagradables.

Y es que mientras se preparan para su siesta, el se duerme rápidamente pero al gato le toma más tiempo el relajarse y conciliar el sueño. Afortunadamente, el propietario de las mascotas se encontraba con la cámara lista para capturar este adorable momento.

El perro se encuentra profundamente dormido mientras el gato inspecciona los alrededores recostado cerca de él. De pronto, la cámara registra el sorprendente momento que deja al gato “sin palabras”, es decir, anonadado.

En el video viral de YouTube se aprecia cuando el perro suelta una sonora y apestosa flatulencia, la misma que no fue bien recibida por el gato ya que, dada su posición, recibió de lleno en el rostro el gas expedido por el can desde su parte trasera.

El perro, que se encontraba bien dormido y sin percatarse de su “accidente”, no sabía lo que le esperaba ya que el gato estaba despierto y forzado a sufrir con el hedor. Visiblemente molesto, el felino le propina al can dos golpes en la cabeza con una de sus patas delanteras.

Cuando el perro sintió los golpes en su cabeza, se despertó y, todavía medio dormido, miró alrededor para ver qué había pasado. Pero el “castigo” del gato no fue suficiente para perturbar al perro ya que no pudo ver su expresión de enfado por la flatulencia.

TAMBIÉN PUEDES LEER

TAGS RELACIONADOS