Mientras hayan más personas conectadas a tu WiFi, más lenta será la navegación por internet, descarga o subida de archivos. (Foto: M2M Systems / archivo)
Mientras hayan más personas conectadas a tu WiFi, más lenta será la navegación por internet, descarga o subida de archivos. (Foto: M2M Systems / archivo)

Actualmente, todos los modem router tienen la capacidad de emitir una señal para que tengas acceso a internet, sin embargo, estos también cuentan con un determinado límite de usuarios conectados, los cuales no debes sobrepasar porque sino la navegación sería demasiado lenta a través de tu computadora, portátil, tableta o teléfono inteligente, incluso si estás pagando una considerable suma de dinero por ese servicio.

Si consideras que tu internet navega demasiado lento y ya intentaste de “todo” para solucionarlo, pero no tuviste éxito, como por ejemplo: apagar el modem por 10 segundos y volver a conectarlo, comunicarte con la compañía que te brinda los servicios, cambiar la posición del equipo, etc., no te preocupes, aún queda un sencillo truco que probablemente no hayas realizado, nos referimos al método que te ayudará a descubrir a los dispositivos desconocidos que se encuentran robando tu señal . En esta oportunidad, desde Mag te enseñaremos a detectarlos, expulsarlos y a cambiar la contraseña de la red.

LOS PASOS PARA SABER QUIÉN ESTÁ CONECTADO A TU WIFI DESDE EL CELULAR

  • Primero, entra a la Google Play Store de Android y descarga la aplicación “Fing”, puedes obtenerla rápidamente haciendo clic en el siguiente .
  • Ahora, abre la app y otórgale todos los permisos necesarios para que pueda operar sin inconvenientes.
  • Automáticamente vas a acceder a todo el listado de redes que “Fing” detecta en los lugares aledaños a tu casa.
  • Por supuesto, detectará como primera opción la red WiFi a la que estás conectado. Aquí te saldrá un botón denominado “Dispositivos conectados”, presiónalo.
  • De inmediato, vas a ver todos los televisores, celulares, computadoras, etc., que están vinculados y usando tu WiFi en tiempo real.
  • Si no reconoces algunos, procede eliminarlos y a cambiar la contraseña de la red doméstica.

ASÍ PUEDES CAMBIAR LA CLAVE DE TU WIFI DESDE EL CELULAR

  • Ingresa la dirección IP de la red en la barra de direcciones del navegador que utilices en tu móvil Android.
  • Recuerda que esta red IP es estática, por lo que no cambiará a menos que lo solicites.
  • Una vez hecho esto, observarás que cargará la web de la empresa con la que contratas el servicio.
  • El siguiente paso es colocar el usuario (puede ser el nombre de la red) y la contraseña.
  • En la mayoría de casos es: admin/admin - admin/1234 - 1234/admin - 1234/1234 - user/password.
  • Si no estás seguro, es momento de que llames a la empresa correspondiente a fin de que te den la información correcta.
  • Dentro de la página debes ir a “Network” > “WLAN” > “Seguridad”.
  • En ese apartado observarás exactamente la contraseña cubierta. Si deseas cambiarla añade la contraseña actual y la nueva, no olvides apuntarla en un papel.
  • Cuando culmines el proceso, simplemente oprime en “Guardar” y listo, ya tendrás tu WiFi más protegido.

ASÍ PUEDES SABER SI NECESITAS CAMBIAR DE TELÉFONO

  • Almacenamiento: si tu teléfono cuenta con 32 GB de almacenamiento interno, es momento de realizar una renovación de equipo, ya que las aplicaciones de ahora son más pesadas que las de hace varios años y para que sean compatibles con tu dispositivo viejo requieren de mayores beneficios. Aunque la mejor opción sería adquirir una tarjeta MicroSD, aquí no podrás almacenar algunas apps pesadas como: Facebook, Instagram, videojuegos, etc., solo servirá para aplicativos ligeros y archivos multimedia.
  • Batería: igual que el caso anterior, las aplicaciones y las actualizaciones de los sistemas operativos actuales generan mayor consumo de energía, por esta razón, los teléfonos inteligentes son fabricados con baterías de 4.000 a 5.000 mAh., algo que no soportaría un celular con más de 4 años de antigüedad. Además, recuerda que el tiempo útil de una batería es de 300 ciclos de carga aproximadamente, quiere decir que si has cargado tu dispositivo de 0% a 100% en más de 300 ocasiones, probablemente la batería de tu viejo celular se agote rápidamente.
  • Años de actualización: todos los móviles tienen una determinada cantidad de años de actualización, por lo general son 4, quiere decir llegará un tiempo en que tu dispositivo ya no recibirá las nuevas versiones de Android o sus nuevos parches de seguridad. Actualmente, estamos en la versión de Android 12, si tu móvil no actualizó o incluso se quedó en versiones anteriores, es momento de adquirir otro equipo para que no seas víctima de los ciberdelincuentes.
  • Memoria RAM: los celulares antiguos, vienen con 1 o 2 gigabytes de memoria RAM, algo muy escaso para las aplicaciones de ahora. El referido componente permite que tu móvil pueda abrir varias aplicaciones en segundo plano, si lo haces y tu equipo empieza a ralentizarse, es otro indicio para que compres otro teléfono.

Síguenos en nuestras redes sociales: