La joven perdió el control del carro y se estrelló. Afortunadamente, iba a muy baja velocidad. (Foto: TN/composición)
La joven perdió el control del carro y se estrelló. Afortunadamente, iba a muy baja velocidad. (Foto: TN/composición)

En , una adolescente recibió un regalo que resume dos de sus grandes pasiones: y los autos antiguos; pero, cuando se dispuso a conducir su nuevo carro sucedió lo menos pensado, pues perdió el control del vehículo y terminó estrellándose en frente de su casa, suceso que quedó inmortalizado en , donde rápidamente se hizo .

Un regalo para una ‘Potterhead’

Todo sucedió en la ciudad de Tres Arroyos, a 300 kilómetros de Tapalqué, cuando la madre decidió obsequiarle un Ranault 4L rojo, modelo 78, el mismo al cual hizo colocar dibujos con los personajes de la obra creada por J. K. Rowling, colocándole un moño.

Acompañada de toda su familia, Carolina, la madre, le entregó las llaves del auto a Pilar, su hija de 17 años, quien llena de emoción cruzó la calle para subirse en su nueva adquisición. El novio de la muchacha sacó el teléfono celular y comenzó a registrar el momento.

Un accidente inesperado

Una vez dentro del vehículo, la muchacha pone primera y arranca, pero al no poder controlar la máquina terminó chocando contra el frente de su casa. Ella no presentó heridas ni golpes pues no iba a mucha velocidad.

Al portal TN, la madre comentó: “Las carcajadas que se escuchan son las de mi hija. Salimos todos corriendo y terminamos riéndonos de la situación. Ella sabe manejar y no me pudo explicar qué le pasó. El tema es que nunca tocó el freno. Pasó por encima de unos pilotes que hay en la vereda y se incrustó contra el frente de nuestra vivienda”.

Una explicación a lo sucedido

Sin embargo, el carro si sufrió daños en el parachoques, pero a la mañana siguiente un “chapista” se encargó de solucionar el problema en el taller, pues también hay que pintarlo.

A TN, Carolina reveló que el novio de Pilar estaba con ella dentro del auto y le pedía que frenase, algo que no sucedió: “Ella está acostumbrada a manejar la camioneta del papá que tiene dirección hidráulica. Este modelo es mucho más duro para maniobrar. A lo mejor ese fue el motivo. Todavía no entendemos qué le pasó. Por suerte, mi hija está bien y este evento inesperado lo guardamos como una graciosa anécdota familiar”.

Contenido sugerido

Contenido GEC

No te pierdas