• Un programador encuentra en una red social a alguien jugando el juego que creó en 1994, cuando tenía 12 años. (Twitter | @rickbrewPDN)
    1/5

    Un programador encuentra en una red social a alguien jugando el juego que creó en 1994, cuando tenía 12 años. (Twitter | @rickbrewPDN)

  • Un programador encuentra en una red social a alguien jugando el juego que creó en 1994, cuando tenía 12 años. (Twitter | @rickbrewPDN)
    2/5

    Un programador encuentra en una red social a alguien jugando el juego que creó en 1994, cuando tenía 12 años. (Twitter | @rickbrewPDN)

  • Un programador encuentra en una red social a alguien jugando el juego que creó en 1994, cuando tenía 12 años. (Twitter | @rickbrewPDN)
    3/5

    Un programador encuentra en una red social a alguien jugando el juego que creó en 1994, cuando tenía 12 años. (Twitter | @rickbrewPDN)

  • Un programador encuentra en una red social a alguien jugando el juego que creó en 1994, cuando tenía 12 años. (Twitter | @rickbrewPDN)
    4/5

    Un programador encuentra en una red social a alguien jugando el juego que creó en 1994, cuando tenía 12 años. (Twitter | @rickbrewPDN)

  • Un programador encuentra en una red social a alguien jugando el juego que creó en 1994, cuando tenía 12 años. (Twitter | @rickbrewPDN)
    5/5

    Un programador encuentra en una red social a alguien jugando el juego que creó en 1994, cuando tenía 12 años. (Twitter | @rickbrewPDN)

En el año 1994, un novato programador de apenas 12 años de edad llamado Rick Brewster creó un juego llamado The Golden Flute IV: The Flute of Immortality. Pasaron los años y Brewster dio aquella primera creación por perdida hasta que hace solo unos días descubrió a un streamer de la plataforma de streaming Twitch jugándolo. Su historia ha dado la vuelta al mundo y se ha vuelto en .

El programador no podía ocultar su sorpresa en Twitter: “Aquí está la historia de un juego que hice en 1994, cuando tenía 12 años, que de alguna manera, como una especie de gato perdido y borracho, finalmente llegó a casa en la víspera de Navidad después de 25 años”. Brewster daba el juego por perdido. La única copia en formato físico que dejó está en el interior de varios disquetes de 3,5 pulgadas.

El juego que regresó a la vida fue creado en DOS en una computadora IBM de la época. Es una aventura de rol conversacional en la que el jugador elige una clase de personaje y explora diversas mazmorras derrotando enemigos y comprando nuevos objetos. El jugador se inspiró en una aventura que encontró en un libro de 1984 pensado precisamente para enseñar a programar aventuras conversacionales.

¿Cómo llegó su juego a estar en el streaming de un especialista en juegos raros llamado Macaw? La respuesta la tiene su primo. Cuando Brewster creó el juego, se lo envió a su primo por correo electrónico. Según explicó el programador a Kotaku, su primo no recuerda haber subido el juego a Internet, pero tuvo que hacerlo, porque The Golden Flute IV acabó en una colección de juegos viejos que forma parte de The Internet Archive. Al parecer a alguien le gustó el juego y lo incluyó en Cream of the Crop V, una recopilación de juegos creada en 1994 que, como otras de su clase, se compartió a través de Internet.

Macaw encontró el juego y lo jugó durante un rato como parte de su show sobre juegos raros y antiguos. El propio streamer comentaba que The Golden Flute IV no estaba muy bien diseñado, tenía algunos errores de programación y parecía el intento de alguien por crear su primer juego. No sospechaba que su teoría estaba dando en el clavo. Al día de hoy, Brewster es un programador bastante reconocido.

El programador comentó que pondrá a disposición de la comunidad las primeras entregas del juego. De momento, se puede probar el juego The Golden Flute IV: The Flute of Immortality desde un emulador web de DOS.

TE PUEDE INTERESAR

VIDEO RECOMENDADO

Búnker 703, un paseo por las entrañas de Moscú

Búnker 703, un paseo bajo tierra por las entrañas de Moscú


TAGS RELACIONADOS