La frecuencia con la que hay que llevar al perro al veterinario varía según su edad y estado de salud. (Foto:  JC / Pixabay)
La frecuencia con la que hay que llevar al perro al veterinario varía según su edad y estado de salud. (Foto: JC / Pixabay)

Tan importante como destinar un espacio cómodo para que duerma en casa, darle alimento 100% completo y balanceado, agua fresca y asegurar sus paseos diarios, es que los dueños estén pendientes de la salud de sus mascotas, de las vacunas que deben tener y sean revisados constantemente. Es aquí donde surge la pregunta: ¿cada cuánto tiempo debo llevar a mi al veterinario?

Así no se detecte algún síntoma que alerte que el animal pueda estar enfermo, es recomendable que un especialista lo revise, más aún si se trata de cachorros o lo canes de edad más avanzada que, sin duda, requieren un control de su salud mucho más regular. Con esto se puede asegurar el bienestar de la , así como prevenir o detectar de forma prematura muchas enfermedades.

Las visitas al veterinario deben ser cada 6 meses para realizar un chequeo regular y al menos una vez al año para una profilaxis dental. Los especialistas de Purina, marca de alimento para mascotas de Nestlé, destacan que también es importante establecer un cronograma de baño (cada 20 días o según recomendación veterinaria), un programa de desparasitación y de vacunación, y cumplirlo. Incluso, podemos pedirle a nuestra veterinaria que nos notifique unos días antes para poder programar estas tareas.

¿Cómo programar las visitas según su edad?

Si el perro goza de buena salud se pueden programar visitas con cierta periodicidad en función a su edad.

Cachorros hasta su primer año

Es conveniente acudir con frecuencia, por lo menos una vez al mes para ponerle las vacunas y realizar la desparasitación.

Perros adultos hasta los 10 años

Una vez al año es lo más conveniente para que pase los controles rutinarios como revisión de la boca, ojos, oídos, piel, uñas, pelaje, pulmones, corazón, tensión arterial, sangre, heces, orina, etc.

Perros mayores de 10 años

Cuando la mascota empieza a envejecer, hay que preocuparse más por su salud y las visitas deben ser más frecuentes. Dos veces al año es lo mejor para estar alertas a la presencia de una posible enfermedad.

¿Qué casos requieren una visita urgente al veterinario?

Más allá de las visitas rutinarias al especialista hay que prestar atención a estos signos de alerta que harán que el dueño lleve a su mascota de inmediato para no poner en peligro su salud.

  • Cambios en su conducta habitual
  • Pérdida o aumento de peso
  • Abdomen dilatado
  • Vómitos o diarrea
  • Dificultad para respirar
  • Problemas para orinar o expulsar las heces

Cómo saber si tu perro o gato está enfermo

Desánimo y desinterés

Uno de los primeros síntomas a tener en cuenta es si el gato o el perro reduce, de la noche a la mañana, su nivel de actividad o come menos. La apatía, la falta de interés y las pocas ganas de jugar o interaccionar con las personas pueden ser una primera señal de alerta.

Temperatura corporal

Gatos y perros tienen una temperatura corporal distinta a la de los humanos. Su temperatura corporal normalmente oscila entre los 38 y los 39 grados. Si se puede colocar el termómetro al animal, que no es fácil, y aparece un temperatura por encima de los 39, acude al veterinario de inmediato.

Observar los ojos

Es un buen indicador de su estado de salud. Hay secreciones lacrimales, no obstante, que son normales, siempre que no sean de color verde o amarillo. Hay razas más predispuestas a las secreciones lacrimales, como los perros yorkshire o el maltés.

Hay animales que parpadean muy a menudo o que no pueden abrir un ojo, lo que denota molestias o dolor. En caso de observar estos síntomas, se recomienda acudir al veterinario.

¿Por qué mi perro tiene arcadas?

Tal cual pasa con los humanos, las arcadas son un síntoma que indica que algo está mal en la salud de nuestra y las razones de su aparición son diversas. Puede ser por problemas digestivos, enfermedades o posibles cuerpos extraños que están atascados en su garganta. Estos intentos de vomitar no deben pasar desapercibidos y es muy importante prestar atención a qué le está pasando a tu .

Arcadas por cuerpos extraños

Una causa común de arcadas en los perros es la presencia, en su boca, garganta o esófago, de algún cuerpo extraño como fragmentos o astillas de huesos, espinas, espigas, cuerdas, entre otros.

Si tu perro tiene un cuerpo extraño atascado las arcadas serán repentinas, empezará a angustiarse o intentar beber agua.

Arcadas por faringitis o inflamación

La faringitis supone una inflamación de la faringe debida a diferentes causas. Produce arcadas, fiebre, tos o dolor al tragar. El veterinario determinará el origen y tratamiento.

También puede deberse a que tu mascota tenga los ganglios linfáticos hinchados o aspiró algo desde el esófago. Otra razón es una inflamación de la tráquea provocada por una infección.

Arcadas por problemas estomacales

Las arcadas que padece tu can pueden ser a raíz de una torsión gástrica. El abdomen se hincha y el esófago se cierra, con lo que es imposible que tu perro consiga vomitar. En este caso debe ser atendido de urgencia por un veterinario.

Arcadas por cinetosis

La cinetosis, o mareo producido por el movimiento, se presenta cuando viajamos con nuestro perro en el auto. Esto le produce inquietud, nerviosismo, hipersalivación, náuseas, arcadas e incluso vómitos. Una manera de evitarlo es no dándole agua y comida unas horas antes de emprender el paseo o viaje.

Arcadas por tumores o malformaciones

En este caso, el veterinario encontrará la causa luego de examinar la garganta, la cabeza y el cuello de tu mascota para valorar la simetría, la presencia de algún bulto y ver si tiene dolor al palpar.

Por qué mi perro estornuda

Resfriado

Los perros también pasan por este cuadro como los humanos y la irritación de las vías respiratorias superiores hacen que presenten tos o secreciones mucosas. Esta condición se le pasará en pocos días y de no ser así, es mejor llevarlo al veterinario.

Alergia

Si tu perro estornuda cuando come o está cerca del polen, polvo, flores, moho, hierba, humo del tabaco o productos de limpieza del hogar, puede ser alérgico a ellos y al estornudar busca eliminar las sustancias que han entrado por su nariz.

Enfermedades respiratorias

Un virus puede ser el causante de que tu perro tenga constantes estornudos. Para saber que está sufriendo este proceso hay que prestar atención a otros síntomas como ojos o glándulas linfáticas hinchados, tos, moco, dificultades para respirar o cansancio.

¿Los perros solo ven en blanco y negro?

Los perros ven de forma distinta que nosotros, pero es un mito que su vista solo pueda distinguir entre . Aunque la mayoría de las personas pueden apreciar todos los colores, desde el rojo hasta el violeta, los ojos de los perros carecen de receptores de luz que a nosotros nos permiten distinguir ciertos colores. Pero pueden distinguir entre amarillo y azul.

Pero no solo los perros ven menos colores que nosotros. También pueden no ver con claridad. Las investigaciones realizadas por los científicos muestran que la estructura y el funcionamiento normal del ojo harán que . Aunque el valor de visión ideal de una persona es 20/20, el valor de visión típico de un perro es 20/75. Esto quiere decir que una persona con visión normal puede ver claramente desde una distancia de 75 metros, para verlo igual el perro debe estar a 20.

VIDEO RECOMENDADO

¿Los perros sueñan? Mira qué pasa por su mente

¿Los perros sueñan? Mira qué pasa por la mente de tu mascota cuando descansa (27/06/2020)

MÁS SOBRE PERROS


TAGS RELACIONADOS