La Universidad de Georgetown despidió a dos docentes de su Escuela de Derecho, luego que se viralizara una conversación en la que hacen comentarios racistas sobre sus alumnos. (Foto: ABC News / YouTube)
La Universidad de Georgetown despidió a dos docentes de su Escuela de Derecho, luego que se viralizara una conversación en la que hacen comentarios racistas sobre sus alumnos. (Foto: ABC News / YouTube)

Un lamentable episodio protagonizaron dos catedráticos de la Universidad de Georgetown, ubicada en Washington D.C. (). Ellos fueron separados de la institución después que un video, en el que se les ve realizando comentarios racistas sobre algunos estudiantes afroamericanos que atendían sus clases, se hiciera viral.

Sara Sellers y David Baston, ambos docentes de la Escuela de Derecho, una de las más prestigiosas del país, tuvieron una conversación privada vía Zoom en la que evaluaban el desempeño de sus alumnos. En cierto momento, Sellers dijo: “odio decir esto, termino teniendo esta angustia cada semestre de que muchas de mis peores estudiantes son negros. Ocurre casi todos los semestres y es como ‘oh, vamos”.

Baston, por su parte, asintió con la cabeza y continuó escuchando las palabras de su colega sin decir nada.

MÁS: Paseaban por una montaña y encontraron los restos de un avión que se estrelló en 1948

“Tengo algunos que son realmente buenos, pero también suele haber algunos que están simplemente en el fondo, me vuelve loca… así que me siento mal”, continuó diciendo Sellers.

Las imágenes llegaron a las redes sociales, se viralizaron y desataron la indignación de miles de internautas. La Asociación de Estudiantes de Derecho Negros de Georgetown (BLSA) emitió un comunicado en el que condenaron la actitud de la docente. Recalcaron que la profesora hacía referencia al único estudiante negro que tenía en clase, el cual era colocado en la parte inferior de la curva de calificaciones.

“Estas declaraciones racistas revelan no sólo las creencias de Sellers sobre los estudiantes negros en sus clases, sino también cómo sus pensamientos racistas se han traducido en acciones racistas”, escribieron.

Tras el escándalo, Bill Treanor, decano de la facultad indicó que pidió la renuncia inmediata a Sara Sellers, además de la emisión de la una disculpa pública, mientras que David Baston presentó su dimisión de forma voluntaria.

En una carta de renuncia que Sellers le entregó a , se puede leer que la docente lamentó sus comentarios “hirientes y mal dirigidos”. “Si bien el video de este incidente es un extracto de una discusión más larga sobre los patrones de participación en clase, no sobre las calificaciones generales, no disminuye la insensibilidad que he demostrado”.

Aseguró que su intención no era lastimar intencionalmente a los estudiantes o a la universidad al decir esas cosas. “Desearía poder retractarme de mis palabras”, agregó.

Te puede interesar

TAGS RELACIONADOS