El bus curiosamente venía decorado con cosas para niños, y solo fue cuestión de colocar cinturones de seguridad y pintarlo a su gusto. (Foto: Facebook/ Amy Hayes)
El bus curiosamente venía decorado con cosas para niños, y solo fue cuestión de colocar cinturones de seguridad y pintarlo a su gusto. (Foto: Facebook/ Amy Hayes)

Estados Unidos. Un adorable abuelo tuvo la magnifica idea de comprar un autobús escolar para poder llevar a sus diez nietos al colegio cada mañana. Doug Hayes es el hombre que decidió autoregalarse el vehículo por Navidad y de esta forma pasar más tiempo con sus amados nietos. Una publicación en el perfil de su esposa en hizo viral su historia.

Doug Hayes decidió sorprender a su familia en una fiesta previa a Navidad, tras comprarse un regalo que podrá compartir con todos sus nietos. El amoroso abuelo llevó al almuerzo un autobús escolar amarillo, con las palabras ‘Grandfather Express’ pintadas a un lado. La increíble idea vino de su esposa, quien le preguntó meses atrás si tenía un último sueño por cumplir antes de su cumpleaños número 60.

En declaraciones a la estación de televisión local KSBW, Doug comentó: “Los niños siempre han dicho que les gusta su escuela pero les gustaría aun más poder tener un autobús escolar”. Ese deseo fue motivo suficiente para que el hombre decida escoger como regalo de Navidad el vehículo de transporte.

Hayes contó que cinco de sus nietos asisten a una pequeña escuela privada donde no circulan autobuses escolares, por lo que los padres de los niños tienen que transportarlos todos los días. Para brindarles una ayuda a sus hijos y pasar más tiempo con los pequeños, el hombre decidió ser quien lleve y recoja a los niños.

Sus otros cinco nietos son aun pequeños y no están en edad escolar, pero en un par de años se encontrarán listos para unirse al equipo y subirse al ‘Grandfather Express’. Hayes vive a 20 minutos de los niños, por lo que su ruta será ir a recogerlos y dejarlos en la escuela, para luego dirigirse en automóvil al trabajo.

Doug agradece la idea a su esposa, pues fue quien lo motivó hace unos meses a cumplir todos los sueños de su lista de cosas por hacer antes de los 60. Así fue como encontraron el bus, que curiosamente venía decorado con cosas para niños, solo fue cuestión de colocar cinturones de seguridad y pintarlo a su gusto. Al poco tiempo el ‘Grandfather Express’ estaba listo.

Amy Hayes, la esposa de Doug, decidió compartir la increíble historia en su perfil de Facebook, donde cientos de personas felicitaron la gran idea del hombre y hay muchos que dicen haber querido tener un abuelo tan genial como el de esos niños.

TE PUEDE INTERESAR