Una mujer fue despedida injustamente de su trabajo y recibió más de 6000 dólares de compensación (Foto: The Healthy)
Una mujer fue despedida injustamente de su trabajo y recibió más de 6000 dólares de compensación (Foto: The Healthy)

Después de ser despedida por confesar haber bebido tres cervezas al menos nueve horas antes de que comenzara su turno, una trabajadora de una fábrica recibió más de 6 mil dólares en compensación. Su historia se hizo en las redes sociales por el curioso relato de su situación.

Cuando llegó para su turno de la tarde en su trabajo, sus superiores dijeron que podían oler el alcohol en ella. Pero al parecer, se trató de un caso de despido injusto y no hubo una investigación adecuada. Por lo tanto, la trabajadora de la fábrica de productos del mar recibió una compensación de 5000 libras esterlinas.

Sin embargo, un tribunal laboral escuchó que la procesadora de salmón ahumado acababa de tomar un trago para ayudarla a dormir en la mañana, así lo informó . Según el tribunal, era el equivalente a alguien que trabajaba a las 9 am bebiendo a las 11 pm antes de irse a la cama.

La empresa de Mariscos Youngs dijo que tenía una política de tolerancia cero con respecto al alcohol. Significaba que el personal no podía beber el mismo día que trabajaba. Fue despedida por mala conducta grave por esto mismo.

Sin embargo, se descubrió que la había sido despedida injustamente. Según el tribunal, no se había realizado una investigación adecuada sobre las denuncias de que ella constituía un riesgo para la salud y la seguridad para ella o sus compañeros de trabajo.

¿POR QUÉ FUE DESPEDIDA MALGORZATA KROLIK?

La mujer admitió haber tomado alcohol, pero solo había sido una cerveza (Foto: Getty)
La mujer admitió haber tomado alcohol, pero solo había sido una cerveza (Foto: Getty)

Ese día, ella llegó al trabajo para su turno de 2 pm a 10 pm, y Alex Forrest, Gerente de Operaciones, la saludó y dirigió una sesión informativa para los empleados. La Sra. Krolik tuvo un arrebato furioso y salió enojada durante esa sesión informativa.

Fue porque tendría que tomarse unas vacaciones mientras la línea de producción aún funcionaba. Los superiores la reprendieron después de la sesión informativa y ella se disculpó con el Sr. Forest.

Ella comenzó a llorar. El gerente del equipo, Rolands Piekmans, la consoló abrazándola, y fue entonces cuando sintió el olor a alcohol en ella. Sus jefes le preguntaron si había estado bebiendo. Reconoció haber consumido alcohol la noche anterior y haberse ido a la cama alrededor de las 5 de la mañana.

Aunque la empresa tenía una tolerancia cero con respecto al alcohol, le pagó su compensación a la trabajadora (Foto: Brewerr World)
Aunque la empresa tenía una tolerancia cero con respecto al alcohol, le pagó su compensación a la trabajadora (Foto: Brewerr World)

Luego fue a la oficina para hablar con , el Gerente de Salud y Seguridad. Le informó que tenían motivos para sospechar que estaba intoxicada. La Sra. Krolik respondió: “He tomado una, no tres cervezas antes del trabajo esta mañana porque he tenido problemas para dormir y quizás esa es la razón por la que hueles el alcohol. Me siento bien y mucha gente bebe también“.

Durante la charla, preguntó sobre cómo hacer la prueba del alcoholímetro que estaba sobre la mesa. Pero el Sr. Glidden le informó que no necesitaba hacerlo porque había admitido haber consumido alcohol. Debido a todo esto y luego a ser declarada inocente, recibió su compensación de parte de la empresa.

TE PUEDE INTERESAR

VIDEO RECOMENDADO

“Popeye ruso”: conoce la historia de este peleador de artes marciales mixtas
Kirill Tereshin es conocido desde hace más de dos años en las redes como el 'Popeye ruso'. Este fisicoculturista ruso de 25 años llamó la atención de muchos en internet por inyectarse aceite en los brazos para ganar volumen. Ahora su nombre genera de nuevo noticia luego de que le estallaran sus brazos en pleno combate de artes marciales.