Un espeluznante caso se ha registrado en la ciudad de Chicago al encontrarse restos humanos en el sótano de una casa, cuyo propietario había fallecido a los 79 años el pasado 3 de febrero. Las personas que obtuvieron esta desagradable experiencia fueron los propios familiares del difunto y las autoridades están investigando cómo ha sucedido en Estados Unidos.

Es importante mencionar que el dueño de esta propiedad, identificado como Gerald Harris, fue hallado sin vida por causas naturales relacionadas al corazón y se creía que no vivía con otra persona en este espacio, pero dicha apreciación generó duda ante el último hallazgo.

Mira también:

De acuerdo a los familiares de aquel hombre fallecido, se habían dirigido hacia este hogar con la finalidad de limpiar cada espacio y guardar algunas cosas de valor que poseía el adulto mayor, pero al momento de ingresar al sótano, encontraron la macabra situación. Inmediatamente, llamaron a las autoridades correspondientes.

Por ahora, la policía no ha brindado información al respecto, pues desconocen cuánto tiempo pudo haber estado los restos dentro de dicho espacio o en qué condiciones. Ante esto, han surgido diversas suposiciones.

Diversos vecinos afirmaban que Gerald era un buen hombre que le agradaba sentarse en su automóvil y leer su periódico. Es más, mantenían una frecuente comunicación, pero la perspectiva sobre este señor ha cambiado totalmente debido al cadáver hallado en su propiedad, pues creerían que tenía un “prisionero” en su sótano.

“No puedo imaginarlo sin saber que había alguien abajo. No sé qué hacer con eso”, expresó un vecino cercano sobre esta situación misteriosa.

Gracias por visitarnos hoy. Espero que este video viral haya sido de tu agrado. Si deseas encontrar más contenido similar visítanos en . Te estaremos esperando.

SOBRE EL AUTOR

Las notas firmadas como "Redacción MAG US" son producidas por miembros de nuestra redacción que genera contenidos para audiencias en Estados Unidos.

Síguenos en nuestras redes sociales

Contenido sugerido

Contenido GEC

No te pierdas