Cate Blanchett en una de las mejores interpretaciones de su carrera como Lydia Tár, la problemática directora de orquesta de la Filarmónica de Berlín en la película que lleva su apellido (Foto: Universal Pictures)
Cate Blanchett en una de las mejores interpretaciones de su carrera como Lydia Tár, la problemática directora de orquesta de la Filarmónica de Berlín en la película que lleva su apellido (Foto: Universal Pictures)

“Tár” ha sido una de las y ahora compite por varias categorías en los . La compleja narración que lleva mediante su personaje, está llena de simbolismos y ambigüedades, por lo que aquí les explicamos todas las .

El largometraje escrito y dirigido por Todd Field se presentó por primera vez en el Festival de Venecia de 2022. Desde entonces, ha sido muy celebrada, consiguiendo tres nominaciones a los , de los cuales la protagonista se llevó el galardón a “Mejor actriz de drama”. Lo mismo se repitió en los Critics Choice Awards, además que Hildur Guðnadóttir ganó el premio a “Mejor partitura”.

Recientemente, se anunció que “Tár” ha sido nominada a seis categorías de los Óscars 2023, incluyendo “Mejor película”, “Mejor director”, “Mejor guion original” y “Mejor actriz” (donde Blanchett deberá competir con , , Andrea Riseborough y Ana de Armas).

La historia gira en torno a Lydia Tár, una famosa directora de orquesta que emprende el desafío de adaptar su propia versión de la quinta sinfonía de Mahler en la Filarmónica de Berlín que encabeza. Sin embargo, en el transcurso de este proceso, vemos lo contaminado que está su arte con los constantes abusos de poder que comete.

Antes de continuar, mira aquí el tráiler de “Tár”.

¿QUÉ PASA AL FINAL DE “TÁR”?

Todo empeora para Lydia Tár desde que decide no elegir a Francesca como el reemplazo de Sebastián, el asistente de conducción de la Filarmónica de Berlín que ella misma dirige. La asistente, quien ha sido testigo de todos sus abusos y de la responsabilidad que tuvo en la muerte de Krista, renuncia, sin informarle de los procesos legales que debía seguir.

Los padres de la joven que se suicidó la demandan, un video de ella discutiendo con un alumno en Julliard se hace viral y debe ir a dar una deposición a Nueva York, donde se encuentra a un grupo de manifestantes.

Los primeros en cortar lazos con ella es la Fundación Kaplan, pero luego le sigue la Filarmónica de Berlín y hasta su esposa Sharon. Finalmente, perdió todo poder que alguna vez poseyó y se ve obligada a dejar Europa. Primero regresa a su casa de la infancia en Estados Unidos, pero luego acepta un trabajo en Asia donde dirige el score de un videojuego.

¿QUÉ SIGNIFICA EL FINAL DE “TÁR”?

6. ¿Qué pasó realmente con Krista?

La película es un poco ambigua con respecto a lo que sucedió entre Krista y Lydia Tár, aunque dan algunos indicios para que el público saque sus conclusiones, sobre todo conforme vamos conociendo el modus operandi de la directora de orquesta.

Podemos inferir que la joven pelirroja, que aparece sin rostro en la cinta, era una de las protegidas de Tár, a la cual reclutó por su gran talento, pero también por la atracción que sentía hacia ella, tal como hizo posteriormente con Olga.

Ambas habrían tenido alguna clase de relación sexual y/o sentimental, pero al finalizar (no se sabe la razón: ya sea que la joven lo cortó o Lydia simplemente se aburrió de ella) la compositora destruyó su carrera al sabotearla mediante correos a diferentes instituciones musicales, asegurando que no la recomendaba pues era una persona inestable.

Cate Blanchett aspira a su tercer Oscar por haber interpretado a la directora de orquesta Lydia Tár (Foto: Universal Pictures)
Cate Blanchett aspira a su tercer Oscar por haber interpretado a la directora de orquesta Lydia Tár (Foto: Universal Pictures)

En varias ocasiones, Krista trató de comunicarse con Lydia, ya sea por correos que pasaban a través de Francesca o tratando de verla después de algunas de sus presentaciones. Sin embargo, Tár nunca se inmutó ante el pedido de Krista, quien se encontraba desesperada por no poder conseguir trabajo. Al no poder más con la situación, decidió suicidarse.

5. ¿Qué significa el sonido del metrónomo que escucha Lydia Tár?

A lo largo de la cinta, vemos que Lydia se despierta en las noches debido al sonido de un metrónomo que suena a la distancia y no la deja dormir. El instrumento es utilizado en la música para medir el tempo utilizando las pulsaciones por minuto.

Esto puede tratar de comunicar que el talento musical de Tár, que implica su gran sentido auditivo, es una bendición para ella, pero también una maldición. Su habilidad ha permitido que se encuentre en la posición de maestro que está actualmente, pero también la acecha. El resto de la casa, tanto su esposa Sharon como su hija Petra, no se inmuta por el sonido, el cual probablemente ni perciban, pero Lydia sí.

4. ¿Por qué la carrera de Lydia Tár finalmente es destruida?

“Tár” es, inherentemente, una película acerca del poder, las formas de ejercerlo y de abusar de él. Lydia ha disfrutado de los beneficios de ese poder por años, sin importarle el resto. Las conductas inadecuadas y el acoso a ciertas jóvenes artistas no son algo nuevo, por lo que toda la orquesta de la Filarmónica de Berlín parece saber perfectamente lo que hace y el favoritismo que le da a ciertas personas que le siguen la corriente. Algo muy “Me too”, pero que no resulta tan evidente al ser una interacción entre mujeres.

Aunque ha estado envuelta en diversas polémicas, como el video viral de su clase en Julliard, el comité nunca la reprendió o sancionó porque les era funcional. Sin embargo, cuando las protestas que pedían justicia por la muerte de Krista (influenciada en gran parte por la crueldad de Tár) se salen de su control, no les queda más remedio que reemplazarla como la directora de orquesta.

Quizás la situación se hubiera olvidado después de unos meses o un poco más, y Lydia hubiera podido regresar a sus actividades y posición de poder, como ya se ha visto antes en tantos casos. Sin embargo, su ego era tan grande que no pudo aceptar ser reemplazada en el trabajo que había hecho con la Quinta Sinfonía de Mahler e irrumpe en el concierto y golpea a Eliot Kaplan, quien la había reemplazado. Esto hace que la pongan en la lista negra y sea expulsada por completo de la comunidad.

3. ¿El matrimonio entre Lydia y Sharon era real?

Al igual que el resto de la orquesta, Sharon también sabía de las actividades de Lydia y las relaciones inadecuadas que mantenía con otras mujeres jóvenes. Sin embargo, esto parecía no importarle.

Sharon viendo como Lydia favoreció a Olga dándole un solo de chelo en "Tár" (Foto: Universal Pictures)
Sharon viendo como Lydia favoreció a Olga dándole un solo de chelo en "Tár" (Foto: Universal Pictures)

No es hasta que la demanda de los padres de Krista a Tár se hace pública y su reputación se ve afectada, que Sharon hace algo, no por la relación que haya tenido con la joven, sino porque no le contó que su familia podía correr peligro por sus acciones y la mantuvo en la oscuridad.

Durante esa conversación, descubrimos que la relación entre Sharon y Lydia también había sido transaccional. Cuando ella recién llegó a Berlín, se acostó con el personaje de Nina Hoss para que le diera todos los trucos y movimientos que necesitaba para escalar en ese mundo. El único vínculo desinteresado que tenía Tár era su hija Petra.

2. ¿Quién es realmente Lydia Tár?

Uno de los principales conflictos del personaje principal es el tema de su identidad. Al principio de la película, cuando conversa con el periodista, menciona explícitamente: “Tú debes sublimar tu propia persona e identidad. Tú debes pararte frente al público y a Dios y borrarte por completo”.

Lydia Tár quiere separar completamente su persona humana de su arte, no quiere ser reconocida como “la primera mujer en...”. Su ropa, imagen y hasta la portada de su libro ha sido construida a partir de los ídolos que ella sigue.

Sin embargo, casi al final de la película conocemos que la protagonista no siempre fue este personaje que creó, ya que tiene orígenes mucho más humildes. Cuando regresa a su casa de la infancia y se encuentra a su hermano, él le dice que está perdida, no sabe quién es ni a dónde va.

Esta disociación ha sido elemental para Tár, quien piensa firmemente en que se debe separar el arte del artista. De lo contrario, su música y presentaciones estarían manchadas por el abuso de poder que ha cometido en múltiples ocasiones. Sin embargo, cuando la situación se vuelve tal que es imposible separarlos, entra en una crisis de identidad.

1. ¿Qué significa el último concierto que da Tár?

Al final de la película, Tár acepta un trabajo en Asia donde termina siendo directora de orquesta pero para el score para la serie de videojuegos “Monster Hunter” en un auditorio lleno de cosplayers disfrazados de la franquicia.

Debido a que su carrera en Europa y Estados Unidos fue completamente destruida, se vio obligada a aceptar un trabajo completamente humillante para ella. Aunque esta última parte puede ser una especie de redención para el personaje.

Previamente, cuando había asistido a un local para recibir un masaje, el recepcionista la envía a un lugar que en realidad brinda otros servicios y le dicen que escoja de una vitrina de chicas sentadas en una formación similar a la de la orquesta. Una de ellas levanta la mirada, parecido a lo que hacía Olga, sabiendo que eso haría que la escoja. Tár está horrorizada y sale corriendo del local, e incluso vomita.

Escena de "Tár" en donde Lydia va a un sitio de masajes, pero en realidad era de trabajo sexual (Foto: Universal Pictures)
Escena de "Tár" en donde Lydia va a un sitio de masajes, pero en realidad era de trabajo sexual (Foto: Universal Pictures)

Esto puede significar que, finalmente, se ha dado cuenta de lo que estaba haciendo: utilizando a las chicas como si fueran escorts u objetos y descartándolas.

Aunque conducir el score para un videojuego puede ser algo inferior al nivel en el que está Lydia Tár, ella parece tomárselo muy en serio. Quizás esta es su forma de aceptar que ella misma destruyó su carrera, sacrificando su arte por la embriaguez del poder. Entonces, ahora empezaría desde cero, tal como lo hizo en algún momento.