Trucos caseros | Con solo un par de productos, puedes mantener limpios tus muebles de melamina. (Foto: Kamil Kalkan de Unsplash)
Trucos caseros | Con solo un par de productos, puedes mantener limpios tus muebles de melamina. (Foto: Kamil Kalkan de Unsplash)

Los muebles de melamina son una elección popular para muchos hogares, debido a su atractivo aspecto, durabilidad y asequibilidad. No obstante, como con cualquier tipo de mobiliario, requieren cuidado y mantenimiento para mantener su apariencia impecable a lo largo del tiempo, ya que este material es especialmente susceptible a manchas y acumulación de suciedad, lo que puede ser un desafío limpiarlo. Es por ello que usar el bicarbonato de sodio como parte de una sencilla se convierte en una solución valiosa que te comparto hoy.

Mira también:

Una de las principales ventajas de la melamina es su superficie lisa y fácil de limpiar, pero las manchas pueden ser un problema persistente. El bicarbonato de sodio es un aliado excepcional en la lucha contra estas manchas rebeldes. Al crear una pasta con bicarbonato y otros elementos que tengas en casa, puedes eliminar eficazmente la suciedad. Aquí te comparto todo lo que debes hacer.

Cómo limpiar muebles de melamina con bicarbonato de sodio

La limpieza de muebles de melamina con bicarbonato de sodio es una opción efectiva y económica. Aquí te comparto el paso a paso:

Materiales necesarios:

  • Bicarbonato de sodio.
  • Agua tibia.
  • Un recipiente.
  • Paño suave.
  • Toallas secas.

Pasos:

  • Comienza por mezclar 1/4 de taza de bicarbonato de sodio con agua tibia en un recipiente hasta obtener una pasta espesa.
  • Antes de aplicar la pasta de bicarbonato, asegúrate de eliminar el polvo y la suciedad de la superficie del mueble de melamina. Puedes hacerlo pasando un paño suave o una esponja no abrasiva ligeramente humedecida.
  • Ahora, aplica la pasta de bicarbonato de sodio uniformemente sobre las áreas manchadas o sucias de los muebles de melamina. Puedes usar tus manos o un paño suave para hacerlo.
  • Deja que la pasta repose sobre tus muebles durante unos 10 a 15 minutos.
  • Luego, utiliza un paño suave para frotar suavemente en movimientos circulares las áreas con la pasta de bicarbonato.
  • Después de frotar, enjuaga el paño y pásalos por las áreas donde aplicaste la pasta para eliminar cualquier residuo de bicarbonato de sodio. Si es necesario, puedes usar otro paño húmedo para limpiar completamente.
  • Por último, seca la superficie con una toalla seca o paño limpio. Asegúrate de que no queden residuos de humedad en los muebles, ya que esto podría dañar la melamina.

¿Este truco casero te pareció interesante y aprendiste un poco más sobre la limpieza y el cuidado de tu hogar sin invertir mucho dinero? Como este ‘hack’, . Te invitamos a conocerlos y ponerlos en práctica. Para ello, para más trucos caseros en Mag, y listo. ¿Te animas?

SOBRE EL AUTOR

Bachiller en Ciencias de la Comunicación por la Universidad Nacional Federico Villarreal. Con experiencia en medios audiovisuales y periodismo digital. Actualmente redactora web del área Núcleo de Audiencias en el Grupo El Comercio.

VIDEO RECOMENDADO:

Cómo limpiar a fondo tu táper de plástico usando café
Los restos de café molido pueden servir para limpiar el táper.

Contenido sugerido

Contenido GEC

No te pierdas