Trabajador de Google fue acusado de dar un puntapié a chihuahua en una calle de Nueva York y fue denunciado ante la policía. (Foto: Instagram/totemkitten).
Trabajador de Google fue acusado de dar un puntapié a chihuahua en una calle de Nueva York y fue denunciado ante la policía. (Foto: Instagram/totemkitten).

Un trabajador de Google está corriendo el riesgo de perder su trabajo, después de una avalancha de críticas en las redes sociales por parte de decenas de furiosos usuarios. ¿Qué sucedió? El sujeto fue captado pateando a un perro chihuahua y ahora enfrenta cargos ante la Policía.

Mira también:

El pasado 10 de febrero, Eric Morrison, un trabajador de Google, pateó a un perro chihuahua en el barrio de Nueva York Upper West Side. Jen Floyd, la dueña del perro que pesa poco más de dos kilos, se encargó de difundir el video de la agresión captado por una cámara de vigilancia y rápidamente se viralizó.

Según contó la mujer a The Post, ella estaba paseando a Knox, de 3 años, cuando un distraído Morrison casi derriba y pisa al can. Jen le reclamó su accionar y en ese momento el acusado le dio un puntapié a la mascota.

“Le pateó tan fuerte como pudo unos metros hacia atrás. Es como un perro de 5 libras. Su pie era más grande que el de mi perro”, indicó Floyd. “Estaba llorando y gritando. Ni siquiera sé cómo replicarlo. Fue muy traumático”.

La furia de los usuarios tras agresión a chihuahua

Un día después de la agresión, la dueña del chihuahua denunció a Morrison ante la Policía y el último 23 de febrero fue acusado de violar la ley de Agricultura y Mercados de Nueva York, según New York Post.

En su defensa, el hombre de 34 años afirmó que Floyd empezó la pelea y lo agredió en la calle, causándole heridas leves.

“Tenía un perro y un teléfono en la mano. Les dije a los policías que le di una patada por reflejo y les dije que estoy totalmente dispuesto a asumir la responsabilidad de mis acciones. Pero no creo que la policía quisiera hacerme nada”, afirmó. “Su relato de la historia en la que lo ataqué primero es falso”.

Los usuarios de las redes sociales rastrearon al acusado y, a través de diversas publicaciones en redes sociales, exigieron que pierda su trabajo. Incluso muchos de ellos etiquetaron a Google y repudiaron su actitud.

Mientras el caso está en investigación, Eric Morrison deberá comparecer ante el tribunal el 12 de marzo y podría recibir fuertes multas.

TAGS RELACIONADOS

Contenido sugerido

Contenido GEC

No te pierdas