El actor cubano empezará un proyecto en España (Foto: William Levy / Instagram)
El actor cubano empezará un proyecto en España (Foto: William Levy / Instagram)

” es una de las telenovelas estelares de . La producción colombiana para Telemundo llegó al gigante del streaming estadounidense a finales de diciembre de 2021 y desde entonces ha sido un total éxito. La trama protagonizada por Laura Londoño, y Carmen Villalobos tiene cautivada a millones de usuarios de la plataforma y es recurrente que sus seguidores estén al tanto de lo que hacen dentro y fuera de la ficción.

MÁS INFORMACIÓN: Lo que hizo que William Levy dejara de amar a Elizabeth Gutiérrez

, quien da vida a Sebastián Vallejo, el hijo del repentinamente fallecido Octavio Vallejo, es uno los principales protagonistas al verse inmerso entre dos mujeres: Teresa Suárez (Londoño), la persona a la que ama con pasión, y Lucía Sanclemente (Villalobos), una ambiciosa que está con él por interés económico. Por ello, sus fanáticas suspiran y viven con él cada escena de amor y desencanto.

No obstante, en la vida real Levy también sufrió tristezas durante la grabación de la telenovela, la misma que se empezó a rodar en diciembre de 2020, en pleno pico de la pandemia, con todas las restricciones y reveses que eso implicaba. En una reciente entrevista en España, el actor de “Cuidado con el ángel” (2008), confesó la pena más grande que tuvo que afrontar durante ese tiempo.

MÁS INFORMACIÓN: Todas las series y películas de William Levy que puedes ver en Netflix
El artista durante su entrevista en el programa español "El Hormiguero" (Foto: William Levy / Instagram)
El artista durante su entrevista en el programa español "El Hormiguero" (Foto: William Levy / Instagram)

EL MAYOR SACRIFICIO QUE HIZO WILLIAM LEVY PARA GRABAR “CAFÉ CON AROMA DE MUJER”

El artista centroamericano de 42 años ofreció su primera entrevista televisiva en España y en ella habló de los aspectos personales que envuelven la vida profesional de un actor, algo que muchas veces pasa inadvertido una vez que las cámaras y luces de grabación se encienden.

“Los rodajes son desde las 7 de la mañana y mínimo son 12 horas al día de lunes a sábado. Es un trabajo bastante duro”, indicó William Levy. Y si tenemos en cuenta que las series suelen tener unos 10 capítulos por temporada pero esta telenovela se alargó hasta los 88 capítulos, el trajín del que habla Levy es más que justificado.

Pero ese en sí no es el principal sacrificio que tuvo que realizar el actor. Minutos más tarde, el también modelo comentó lo doloroso que fue desprenderse de su menor hijo, quien acababa de sufrir un accidente, para ir a grabar “Café con aroma de mujer”.

“Estaba grabando en Colombia. Mi hijo había tenido un accidente justo antes de grabar y me tocó irme y dejarlo en medio de la recuperación. Tuvo un accidente con un carrito de golf y no pudo caminar por muchos meses”, relató Levy, quien tiene dos hijos Christopher y Kailey, hoy de 16 y 11 años, fruto de la relación con su expareja Elizabeth Gutiérrez.

MÁS INFORMACIÓN: ¿Cuál es el mayor miedo de William Levy, el actor de “Café con aroma de mujer”?

“Yo era el que lo cargaba. Su mamá también, pero estábamos ahí apoyándolo. Me tuve que ir y dejarlo. Fue un tanto difícil para mí. Pero son cosas que a veces pasamos nosotros”, continuó .

“En este caso en especial estábamos grabando en pandemia y, obviamente, no podías viajar (para ir y venir a ver su hijo) porque tenías la responsabilidad de no enfermar a nadie y no enfermarte tú porque si no se paraba la producción y eso costaba dinero. Era un poco difícil la verdad”, sentenció.

WILLIAM LEVY Y SU DURA INFANCIA EN CUBA

En otro momento de la entrevista con Pablo Motos, rememoró sus orígenes en Cuba, en donde sufrió lo que la mayoría de cubanos sufre: la falta de recursos básicos a causa del gobierno socialista que está en el poder.

MÁS INFORMACIÓN: El curioso origen del apellido de William Levy

“Pasamos mucha hambre. Te daban un pan al día por persona, un pollo al mes, en la ciudad no había ni fruta... a los 14 años intenté marcharme, me fue mal, y no pude. Pero a los 15 mi padrastro era preso político y Estados Unidos nos dio asilo. Allí emprendimos una vida lleva de oportunidades. Lo que pasa en Cuba es que te quitan la libertad, es difícil estar donde por mucho que te esfuerces sabes que no vas a tener futuro”, puntualizó.