En la imagen se logra observar a un gato mirando una laptop. | Foto referencial: Pexels
En la imagen se logra observar a un gato mirando una laptop. | Foto referencial: Pexels

Son muchas las por las que un puede rechazar su arenero, pero la más destacable y al mismo tiempo la que menos importancia le damos está relacionado a su higiene. Un felino no querrá estar en su caja de arena si está se encuentra sucia. ¿Con qué frecuencia se debe cambiar? En la siguiente nota te lo decimos.

MIRA TAMBIÉN | Cinco trucos de belleza empleando un cepillo de dientes

Se sabe que los gatos son muy sensibles ante las condiciones de higiene, por lo que se recomienda hacerlo de la manera correcta para evitar incomodidades ni estrés en el felino. Algunos son más delicados que otros.

De acuerdo al portal , la caja de arena es clave en la vida del felino y esto principalmente porque puede contribuir a mantener la higiene del animal e incluso formar su comportamiento.

La página web , por su parte, sostiene que los areneros sucios son el equivalente a entrar a un baño público y ver la taza en malas condiciones y el papel tirado por todo el sueño. ¿Usarías uno así? Los gatos tampoco.

¿Con qué frecuencia se debe cambiar la caja de arena del gato?

Si bien es cierto esto dependerá mucho del felino y la calidad de arena que utiliza el felino, hay recomendaciones a seguir para cuidar su higiene. Las cajas deben recogerse al menos una o dos veces al día.

Sumado a la recogida diaria, también hay que tener en claro en qué momento se debe cambiar la arena no aglomerante y la arena aglomerante. En la primera mencionada es dos veces por semana, mientras que la segunda es una vez al mes, siempre y cuando no estén tan sucias.

Tipos de arena

  • Arena sanitaria absorbente
  • Arena aglomerante
  • Arena en perlas o cristales
  • Arena ecológica

¿Cómo cuidar y alimentar a un gato?

Debes dejarle comida todo el día en un lugar que sea de fácil acceso para él y donde no haya insectos o roedores. Tiene que disponer de agua fresca y limpia en otro recipiente, aunque a los gatos les encanta beber de corrientes de agua en movimiento, como pequeñas gotas que caen de un grifo mal cerrado, así lo precisa .

¿Qué beneficios trae tener un gato?

Se ha comprobado que tener un gato reduce el estrés. Normalmente los dueños de gatos tienen una tensión arterial más baja que las personas sin mascotas. Puedes beneficiarte de un sistema inmunológico más fuerte y recuperarte de las enfermedades antes que las personas que no tienen animales de compañía, detalla .


Síguenos en nuestras redes sociales:


Contenido sugerido

Contenido GEC

No te pierdas