El pollo en trozos o desmenuzado se puede usar en diversos platillos, sobre todo de la gastronomía mexicana. (Foto: Pixabay)
El pollo en trozos o desmenuzado se puede usar en diversos platillos, sobre todo de la gastronomía mexicana. (Foto: Pixabay)

La pechuga de pollo es tal vez la carne más versátil pues con ella se pueden preparar diversos platillos, más aún cuando se encuentra desmenuzada. Este alimento está presente en la cocina de los hogares y es muy popular en o como ingrediente principal de numerosas recetas saludables, ligeras y rápidas.

MIRA: 5 errores básicos que cometemos al preparar huevo duro

El , además de ser sano y sin grasa, se puede preparar de diversas maneras, ya sea asado, al horno, en filete, en guisos, entre otros y, muchas veces, nos queda en la refrigeradora o nevera un pedazo que puede ser reutilizado en nuevas opciones, dejando salir al chef que todos llevan dentro.

MIRA: 3 trucos para descongelar el pollo correctamente

Para que le des un uso diferente a la pechuga de pollo desmenuzada que te quedó del día anterior o si vas a poner a sancochar una nueva, aquí te dejamos algunas que no te tomarán mucho tiempo y que son deliciosas.

Mira también:

1. Tinga de pollo

Este está elaborado con carne deshebrada (de pollo, de res o de cerdo), una salsa a base de tomate, cebolla, ajo, chile chipotle. Aprende aquí a preparar .

Ingredientes:

  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • 1 cebolla grande, rebanada
  • 250 gramos de jitomates, cocidos
  • 1 lata (105 gramos) de chipotles adobados (o al gusto)
  • 1 kilo de pechuga de pollo, cocida y desmenuzada
  • 16 tostadas
  • 1/2 taza de crema ácida
  • Sal al gusto

Preparación:

  1. Calienta el aceite de oliva en una cacerola a fuego medio. Agrega las cebollas y acitrona durante aproximadamente 5 minutos.
  2. Mientras, licua los jitomates junto con los chipotles. Vierte sobre la cebolla y agrega la pechuga desmenuzada. Sazona con sal, tapa y cocina a fuego lento durante 20 minutos.
  3. Sirve sobre las tostadas y agrega crema encima.
Tostadas con tinga de pollo. (mexicoinmykitchen|Instagram)
Tostadas con tinga de pollo. (mexicoinmykitchen|Instagram)

2. Pozole rojo

Es una receta clásica de la cocina mexicana y gracias a su delicioso sabor se puede comer a cualquier hora del día, ya sea en el desayuno, almuerzo o cena. El se puede preparar con carne de puerco o de pollo.

Ingredientes:

  • 1 kilo de maíz pozolero precocido (este producto te ahorrará tiempo y esfuerzo)
  • 1 kilo de carne de pollo cortada en cubos o desmenuzada
  • 1 tomate grande
  • 100 gramos de chile mirasol
  • 1/4 cucharadita de orégano
  • 1 cabeza de ajo
  • 1 diente de ajo
  • 1 pizca de comino
  • 1 lechuga picada
  • 1 cebolla picada en cubitos
  • 4 limones cortados a la mitad

Preparación:

  1. Coloca el maíz en una olla grande, cubre con agua, agrega la cabeza de ajo y un poco de sal. Luego, deja cocinando a fuego medio por 2 horas.
  2. Transcurrido ese tiempo, agrega el pollo a la olla y deja cocinar durante 1 hora o hasta que las presas estén bien suaves. Retira la cabeza de ajo.
  3. Mientras se va cocinando, hierve el tomate hasta que esté blando.
  4. Remoja los chiles en agua caliente también hasta que estén suaves. Después, quítales las semillas y las venas.
  5. Coloca los chiles junto con el tomate y añade sal, orégano, comino y un diente de ajo. Cuela.
  6. Cuando la carne esté suave, sácala de la olla. Reserva.
  7. Vierte la salsa roja dentro de la olla con el maíz y deja que suelte el hervor.
  8. Agrega la carne a la olla, rectifica la sazón y deja que hierva unos minutos más. ¡Listo!
Preparar pozole rojo, un platillo tradicional de México, es sencillo (Foto: Freepik)
Preparar pozole rojo, un platillo tradicional de México, es sencillo (Foto: Freepik)

3. Albóndigas de pollo

La receta tradicional de las albóndigas se prepara a base de carne picada, pero si estás buscando nuevas opciones que te permitan innovar en la cocina, el pollo caerá muy bien.

Ingredientes:

  • 2 pechugas de pollo
  • 2 huevos
  • 1 diente de ajo
  • 1 taza de pan rallado
  • Harina

Para la salsa:

  • 1/2 puerro
  • 1/2 pimiento vierde
  • 1 pimiento rojo
  • 1 vaso de caldo de pollo
  • 1 cucharada de tomate
  • Sal al gusto

Preparación:

  1. Pon a cocinar las pechugas de pollo y una vez listas, trocearlas en cubitos o dados pequeños y coloca todo en el vaso de la batidora o procesador de alimentos para triturarlas. Cuando tengas la carne de pollo picada, resérvala en un recipiente.
  2. En otro bowl batir los huevos y picar los dientes de ajo para añadir ambos ingredientes junto a la carne de pollo picada. Incorpora también el pan rallado y mézclalo todo con un tenedor. Esta masa te permitirá crear las albóndigas con ayuda de tus manos
  3. Coloca un chorro de aceite en una sartén y cuando esté caliente sofríe las albóndigas ligeramente. Retíralas y colócalas sobre un plato cubierto con un papel de cocina.
  4. Para hacer la salsa deberás picar los vegetales (puerro, pimiento rojo, pimiento verde y cebolla) y póchalos a fuego lento en una cacerola con un chorrito de aceite de oliva. Luego agregar una cucharada de tomate y el caldo de pollo. Remover y poner sal al gusto. Dejar cocinar durante unos 10 minutos.
  5. Cumplido el tiempo pasar la salsa por la batidora para que tenga la textura deseada. Vierte de nuevo la salsa en la cacerola y coloca también las albóndigas de pollo para que terminen de hacerse bien por dentro y se impregnen de toda la salsa. Déjalas unos 10 minutos más y listo.

VIDEO RECOMENDADO

10 recetas de pocos ingredientes para hacer durante la cuarentena

10 recetas de pocos ingredientes para hacer durante la cuarentena

TE PUEDE INTERESAR


MÁS VIDEOS

La receta del pollo a la brasa casero

Pollo a la brasa: aprende a preparar el antojo más deseado en estos días